Zapatos a la medida son la oferta de Hanna Shoes en Otavalo

Otavalo. Desde febrero de 2017, Guicela Fichamba, una joven emprendedora de 22 años de edad, dio a conocer su trabajo en la ciudad. Ella es la propietaria de Hanna Shoes, un pequeño taller en donde se producen zapatos a la medida en puro cuero, materiales de primera calidad y garantía de 6 meses.

Trabajo. Cuatro días y una foto, son suficientes para que Guicela y su equipo de trabajo elaboren un par de zapatos exclusivos. “Fabricamos cualquier modelo. El cliente nos trae la foto y nosotros reproducimos el modelo del zapato manteniendo el 90% de las características originales”, explicó Fichamba.

La propietaria del taller explicó también que actualmente, sus clientes la contactan a través de la red social Facebook. “Al inicio del emprendimiento ofrecimos nuestro producto en almacenes de la localidad, sin mucho éxito. Esto lo hicimos por cuatro meses. En diciembre de 2017 participamos en la feria navideña y logramos que nuestro trabajo sea reconocido, desde esa fecha el emprendimiento empezó a caminar”, dijo la propietaria de Hanna Shoes.

“Tener zapatos a la medida ya no es un lujo que se da la gente de posibilidades económicas, en Otavalo también hay esta posibilidad y los productos son de buena calidad”, dijo Alfredo Artos, habitante de la ciudad.

En Hanna Shoes se producen zapatos para hombres y mujeres de todas las edades. Han un sinnúmero de modelos que los clientes pueden elegir y los precios son accesibles. “La garantía tiene 6 meses pero el zapato dura hasta 2 años. Los precios en zapatos para adultos van desde los 55 dólares y para niños desde los 35 dólares” señaló Fichamba.

Hanna Shoes próximamente estrenará local cerca a la plaza de Ponchos.

Guicela Fichamba traza el molde de un zapato en cuero de buena calidad producido en el país.
Alexander Yamberla (i) y Guicela Fichamba en el pequeño taller de zapatos a la medida Hanna Shoes.