Uniformados fortalecieron sus conocimientos en Chile

Ibarra. Cinco suboficiales mayores viajaron a Santiago de Chile para reforzar sus conocimientos al compartir experiencias con elementos policiales de ese país. Néstor Aguirre, integrante activo de la Unidad de Antinarcóticos, formó parte de este viaje y nos cuenta su vivencia.

Trayectoria del Suboficial Mayor. Néstor Aguirre es oriundo de Sangolquí, pero actualmente presta sus servicios en Imbabura.

Sus primeros pasos los hizo en la Unidad de Investigación de la Policía Nacional, pero hoy en día presta su servicio en la Unidad de Antinarcóticos en donde ya lleva 16 años.

En sus años de experiencia él manifiesta que lo más gratificante de su trabajo es poder servir a la sociedad y poder frenar el tráfico de estupefacientes.

Entre su trabajo y la familia. Para el destacado elemento de la seguridad ecuatoriana manifiesta que es muy duro el poder dividir su tiempo con la familia y el trabajo.

“A veces no se tiene tiempo con todas las actividades que se deben realizar, pero siempre estoy pendiente de mi familia. Es un esfuerzo que se realiza por resguardar la seguridad y el futuro del país”, expresó Néstor.

Objetivo. Como parte de las capacitaciones que tiene la Policía Nacional Néstor Aguirre tuvo la oportunidad, junto a cuatro compañeros más, de viajar a suelo chileno por 10 días para observar cómo se manejan los carabineros, denominación que se le da a la Policía de ese país.

“Al estar allá pude observar cómo es el trabajo que mantienen ellos. Puedo decir que nuestra Policía está al nivel de cualquier país de Latinoamérica para combatir el tráfico y microtráfico de drogas”, relató Aguirre.

El uniformado, experto en investigaciones, además contó que actualmente en Chile lo que más se está comercializando, en cuanto a estupefacientes, es el denominado “Cripy”, marihuana, por su valor en el mercado ilegal. El objetivo de viajar fue para observar el funcionamiento de una Escuela de Suboficiales de Chile y poder replicar en el país.