Un trabajo de 24 horas los 7 días

supervisoraCuando ingresa una llamada al Servicio Integrado del ECU 911 contesta un evaluador quien pasa la alerta a un despachador de las ocho instituciones articuladas. Yo soy quien coordina que la llamada pase por todas las instancias y que se envíen los recursos para atender la emergencia.
Mi nombre es Karina Granda y soy Supervisora de Despacho del ECU 911 – Zona 1.
Como ustedes saben, el ECU 911 es 24/7, por lo que trabajamos en tres turnos.
En la Sala Operativa de Llamadas, tres mujeres nos desempeñamos en diferentes funciones. Y en el área de Video Vigilancia son dos.
El recorrido me recoge de mi domicilio en Otavalo para trasladarme hasta las instalaciones del ECU 911 en Ibarra todos los días, así inicia mi jornada diaria.
Mi función es informar y coordinar. Trabajo las ocho horas.
Desde mi experiencia, creo que se puede decir que los fines de semana hay más movimiento en la sala.
Cuando llega una emergencia tratamos de dar apoyo a nuestro equipo y a las instituciones articuladas. Yo tengo que informar las novedades desde la Sala Operativa hasta la Dirección Zonal para que se transmita a la Dirección Nacional.
Siempre trabajé en instituciones financieras y privadas. Para mí este es el mejor trabajo que he podido tener porque aquí se conjuga mucho el lado humano.
Debemos ponernos en los pies del aletrante (quien hace la llamada de emergencia) y atenderlo como si fuéramos nosotros quienes estamos solicitando la ayuda.
Es una experiencia muy gratificante cuando se logra salvar una vida, pero también hay tristeza cuando no se cumple el objetivo.
Tengo una niña de tres años y soy casada, lo más duro es dejarla en casa.
Cumplo mi horario de trabajo con responsabilidad para llegar a mi hogar y cumplir con mi hija, darle tiempo de calidad ya que cantidad no es posible por mis funciones.