Un nuevo idioma

Con los nuevos avances de la tecnología y millones de hispanoparlantes de usuarios, en la actualidad la tecnología es el medio más utilizado para estudiar otras lenguas, entre ellos el inglés. Ahora estamos en la época en donde las distancias no constituyen ninguna barrera y el aprender un nuevo idioma dejó de ser una meta inalcanzable por su alta inversión de tiempo y dinero.

La era digital en la cual estamos viviendo y palpando sus múltiples bondades tecnológicas han posibilitado cantidad de facilidades y entornos reales para la práctica, enseñanza y aprendizaje de cualquier lengua, siendo la inglesa la de más demanda, por ser un idioma conocido y usado en todo el mundo, y además porque a través de este idioma se comunican el 80 por ciento de los usuarios de internet, de acuerdo a una publicación del News Week, sino también por las atractivas ventajas que suponen dominar la lengua inglesa en un mundo globalizado, como becas para estudios superiores, empleos notablemente mejor remunerados y negocios más rentables. Muchos recursos y algunos de ellos sumamente sencillos han ofrecido una tecnología para facilitar sorprendentemente una práctica interactiva y amena del idioma.

Estas herramientas, junto a la abundante oferta en la red de páginas de aplicaciones y plataformas dirigidas al estudio del inglés, constituye un notable adelanto para la conformación de una sociedad cada vez más bilingüe.