Un libro de bitácora

“En la marina mercante, se conoce con el nombre de libro en el que los marinos, en sus respectivas guardias, registraban los datos de lo acontecido. Antiguamente, cuando los buques carecían de puente de mando cubierto, era costumbre guardar este cuaderno en el interior de la bitácora para preservarlo de las inclemencias. Es un libro en el que nos relata la vida o la experiencia de alguna persona en especial. También sirve en el desarrollo de un viaje para escribir en ella”. (Libro de Bitácora).

Las bitácoras han evolucionado y existen varias clasificaciones así como variados recursos para elaborarlas.

Así, encontramos las bitácoras electrónicas o de red, también conocidas como weblogs, las bitácoras visuales, las auditivas y las tradicionales “impresas” (que pueden incluir descripciones escritas, dibujos y signos).

En este libro publicado por la Asociación de Corredores de Bienes Raíces de Pichincha se manifiesta: “Nosotros, queremos construir un libro que tenga vida, es decir, que vaya incorporando nuevos datos de la Asociación conforme se desarrolla la misma a través del tiempo, configurando la historia permanente de nuestra institución de educación superior, que tiene un futuro promisorio, que ahora requiere incorporar datos estadísticos para saber los precios de los bienes inmuebles en diferentes sectores, zonas y lugares, producto del trabajo diario de los corredores de bienes raíces”.