Tsáchilas mostraron saberes en festejo anual

Santo Domingo. Con danzas, presentaciones artísticas, comida tradicional y ceremonias, los tsáchilas celebraron su fiesta ancestral Kasama, en la comuna Cóngoma.

Allí se realizó este festejo al que acudieron indígenas de las siete comunas de la nacionalidad, invitados y turistas.

Con esta fiesta se inicia su año y para ello realiza un ritual en la madrugada del Sábado de Gloria, en esta ocasión lo hizo en el río Cóngoma, que atraviesa la comunidad del mismo nombre.

En la víspera, la noche del Viernes Santo se realizó la ceremonia de la ayahuasca. El sábado hubo diversas presentaciones interculturales. Agustín Calazacón, de Chigüilpe, indicó que en su comuna se prepararon para tocar la marimba y presentar a niños marimberos que continúan con la tradición.

La Kasama Sona, reina del Kasama, también fue elegida entre cinco candidatas. Samira Aguavil, de la comuna Cóngoma, fue la ganadora.

La joven de 18 años fue la que mayor puntaje obtuvo en el uso de la ropa típica y en la demostración de costumbres como realizar el ayampaco (envolver pescado en hoja de plátano).

Como parte de las visitas interculturales, en este año los tsáchilas recibieron a Taita y Mama Carnaval de Bolívar, quienes entregaron a la gobernadora un poncho y el licor artesanal Pájaro Azul.

Los turistas degustaron de platos ancestrales que se exponían, como mayones asados (gusano que vive en el tallo de la palma), ayampaco, mala’, bala (verde cocido y aplastado), entre otras comidas.