Trataron de ingresar 20 millones de dólares falsos

El efectivo trabajo de la Policía Nacional y la colaboración de la ciudadanía, permitió que 20 millones de dólares falsos sean decomisados y tres sujetos puestos a órdenes de la autoridad competente. La incautación se desarrolló en medio de un violento enfrentamiento en el cantón Tulcán, ya que un amplio grupo de personas recibió a bala a los miembros policiales, para evitar ser descubiertos.

El accionar fue ejecutado por los miembros de la Subdirección Nacional de Investigaciones de Delitos contra la Propiedad (Sidpro-Bac), ejecutó una operación en horas de la madrugada del miércoles en la provincia del Carchi, en donde se interceptó a un grupo de personas que pretendían trasladar millones de dólares falsos al territorio ecuatoriano.

La denuncia ciudadana recibida a través de la línea 1-800 DELITO, permitió que personal Sidpro-Bac y GIR avanzara hasta el sector a constatar la información relacionada al ingreso de dinero falso a través de un paso fronterizo irregular.

Según el informe policial, los uniformados fueron recibidos con disparos de un grupo de 20 personas aproximadamente, produciéndose un cruce de balas, producto de lo cual un sospechoso resultó herido y dos ciudadanos más fueron aprehendidos; el resto logró internarse en el lado colombiano.

Aprehensión
Una vez neutralizados se pudo encontrar en el poder de los implicados bisutería, equipos informáticos, como mercancía de contrabando y varias pacas con presunto dinero falso, el cual se supone iba a ser puesto en circulación o comercializado en territorio nacional a través de actividades relacionadas a la estafa.

Los sospechosos fueron identificados como Edwin L., extranjero; Marcos M., de nacionalidad extranjera; y Ronal R., de nacionalidad ecuatoriana. En poder de los hoy detenidos se hallaron cerca de 20 millones de dólares americanos falsos, cuatro paquetes de mercadería Ilegal, cuatro teléfonos celulares y un arma cortopunzante.

Los uniformados informaron el hecho de inmediato al fiscal de turno en el cantón, quien ordenó la aprehensión de los sospechosos y el traslado de la evidencia hasta la unidad policial correspondiente.