Tierra robada a campesinos

Bogotá. En los últimos 25 años hubo una operación delictiva para apoderarse de casi siete millones de hectáreas, incluyendo de propiedad del Estado, que generó un inmenso problema y cuya solución administrativa y jurídica es igualmente gigantesca, afirmó el ministro de Agricultura, Juan Camilo Restrepo.

 Quieren arreglar el problema. “Se quiere es enmendar semejante injusticia, afrontaremos las inmensas dificultades administrativas y jurídicas”, afirmó el ministro en una entrevista publicada el domingo por el diario El Tiempo.

Recuperar esas tierras “es una tarea administrativa y jurídica gigantesca, como gigantesco es el problema que se gestó. ¿Pero cuál sería la alternativa?. ¿Dejar las cosas como están y no hacer nada?”, preguntó.

 En 25 años. Colombia es un país con 114 millones de hectáreas disponibles y, según los cálculos del gobierno, en los últimos 25 años al menos dos millones le fueron robadas a campesinos por grupos armados ilegales, otras cuatro millones de hectáreas fueron abandonadas por sus propietarios por temor al accionar de eso ilegales e incluso el Estado perdió entre 400.000 a 500.000 hectáreas en procesos fraudulentos en notarias y registros.
“Siete millones de hectáreas de buenas tierras han sido objeto de diversas modalidades delictivas. Esto debe sobrecoger a la sociedad colombiana”, indicó el ministro.

 Solución. El presidente Juan Manuel Santos ha dicho que la meta del gobierno es devolver y titular al menos dos millones de hectáreas durante su cuatrienio de gobierno (2010-2014).