13-01-2019 | 12:00

¿Por qué los niños suelen tener amigos imaginarios?

Los amigos imaginarios son personajes no reales que viven en la mente de los niños y que aparecen y desaparecen según la necesidad de cada menor.

Ibarra. Los amigos imaginarios son una fantasía normal en los niños de entre dos y siete años. El pensamiento de los niños de esta edad es egocéntrico, subjetivo y mágico. Esto hace que puedan surgir personajes imaginarios, tratados como reales.

Experta. Martha Rueda, psicóloga, manifestó que en un principio, la fantasía de los amigos imaginarios es normal, no indica que exista ningún problema en el niño. De igual manera Rueda acotó que los amigos imaginarios no deben preocupar a los adultos, todo lo contrario, puede ser bueno para el niño. Si le resultara desagradable, o le hiciera daño su presencia no se lo inventaría.

Además la especialista aseguró que solo hay que tomar medidas cuando el niño quiera culpar a su amigo imaginario de una travesura que él hizo y pretende evadir todo tipo de responsabilidades.

Atención. La psicóloga acotó que no es recomendable castigar, negar o ignorar la existencia del amigo imaginario, si bien cabe valorar el tipo de amigo o de personalidad que tiene.

Tampoco intentar forzar que el niño haga actividades sobreocupando su tiempo para evitar la existencia de este amigo.

También podría ser de utilidad intentar favorecer sin que se convierta en una práctica forzada e insistente que genere ansiedad al niño el acercamiento a situaciones donde pueda interactuar con otros niños.

El principal consejo es entender que no es algo patológico ni anormal y que deben estar cerca del niño para acompañarlo y así saber que es lo que necesita o qué está queriendo compensar con su “amigo”.