Técnico Universitario y U. Católica nos regalaron lluvia de goles en Ambato

Ambato. No se planteaba como un cierre demasiado atractivo para la fecha, pero terminó teniendo ciertos matices que lo volvieron intenso y digno para observar. Técnico y Católica en escena, dos actores de reparto con distintos objetivos.

El primer golpe fue del Rodillo, centro medido y cabeza de Marret para engañar a Galíndez y colocar el 1 por 0. Pero nadie se acomodaba todavía cuando Víctor Guerrero cual billarista puso el empate con un remate desde la orilla misma del área ambateña.

Antes del receso seguiría viniendo condumio. Facundo Martínez de tiro libre la embocó de forma fantástica para el 1 a 2 parcial de la Chatolei. Sin embargo, Fernando Mora tenía armada una bomba que estalló en el arco de Galíndez para el 2 por 2.

En la segunda parte, los papeles se definieron y las máscaras se fueron al piso. Técnico Universitario se conformó con el empate y reculó en su cancha cuanto pudo. En ese contexto, Católica colapsó caminos y fue notoriamente superior.

Justo antes de la hora de partido, una contra comandada por Jordy Caicedo terminó en definición del infaltable John Jairo Cifuente que facturó el 2 a 3. Sin embargo, enseguida, Charles Vélez marcó de forma imponente el 3 a 3, una tremenda joya.

Ya en el tramo final, el capitán Facundo Martínez apuntó, disparó y festejó; una pintura para el 3 a 4. Diego armas lo empató, pero Danilo Carando, que había ingresado al cambio, puso el 4 a 5 definitivo a favor de los Camaratas. Intensidad pura y fiel.