Talaron los árboles de Plaza de Ponchos

p10f1

OTAVALO. Tras la solicitud realizada al Ministerio de ambiente de Imbabura por la dirigencia de  la Asociación Interprofesional de Maestros y Operarios de la Plaza de Ponchos (AIMOPP), el martes se talaron siete árboles que según los vendedores del sector representaban un constante peligro para ellos y visitantes que diariamente acuden a este lugar turístico.

 

Trabajos. A las ocho de mañana empezaron los trabajos. Dos motosierras y la colaboración de decenas de comerciantes de la Plaza de Ponchos, que ayer suspendieron la feria, fue suficiente para que en poco más de cuatro horas se terminara derribando los árboles de ciprés que desde el año 1972 daban sombra en esta plaza.

Explicación. En las observaciones por las que el ministerio otorga el permiso para talar los árboles se explica que los mismos deben ser derribados por, ‘ser árboles ramificados y viejos que afectan a transeúntes y turistas que circulan en la Plaza de los Ponchos’.

Sara Suárez, jefa de Gestión Ambiental del Municipio de Otavalo, aseguró que ‘como municipio hemos constatado este problema, desde hace tres años hemos sido testigos y en reiteradas ocasiones hemos venido con el equipo de parques y jardines a retirar las ramas que se caen lo que ha ocasionado tremendos peligros para la gente’.

Reposición. ‘Hicimos la gestión con la dirección provincial de medio ambiente y después con el Municipio de Otavalo’, dice Luzmila Iza, presidenta de la AIMOPP. El proceso se aceleró luego que el pasado sábado se cayó una gran rama de uno de los árboles. ‘Vamos a esperar que se sequen las raíces de los árboles para que en unos seis meses podamos sacar las mismas y replantar otra especie de árbol que reemplacen a los que hoy talamos’, dijo la dirigente.