Sí hay gas… NO hay gas…!

Anteayer, sábado, cerca del mediodía, una larga fila de ciudadanos, principalmente amas de casa, hacía cola en la acera occidental del mercado norte de Santo Domingo, a la espera del vehículo repartidor del gas. Provenían de diversos lugares. Llegaron en vehículos particulares, en taxis, bicicletas…etc. y debieron esperar alrededor de 30 minutos para lograr la compra de uno o dos cilindros y cubrir las necesidades familiares.

Resulta curioso comprobar como cada cierto tiempo, los consumidores de Ibarra y otros cantones viven situaciones similares sin que nadie y menos las autoridades entreguen una respuesta coherente al reclamo ciudadano. Pues mientras este comprueba diariamente que los carros repartidores abandonan el recorrido por calles y barrios, y las redes sociales y programas informativos se llenan del reclamo: no hay gas! las autoridades solo aciertan a decir que sí lo hay y que todo es normal. “Todo es normal” como reza la canción.

Entre tanto, en tiempo de crisis, el costo del cilindro sube fácilmente a 5 dólares en el centro urbano, en razón del pago adicional para el transporte, y en la zona periférica mucho más. ¿Hasta cuándo?

Menos explicaciones, sí soluciones. Regulen el servicio. Traten con la envasadora, que para eso tiene su planta en Ibarra, con los repartidores. No hagan pagar a los ciudadanos el costo de la ineficiencia. O será que buscan un nuevo precio y que en lugar del 2,50, el costo suba a 2,75, o a 3,00? Ya lo veremosl.