Sector de carnes preocupado por trabajos en el camal

Otavalo. Desde hace ocho días, el camal del cantón cerró sus puertas con la finalidad de realizar algunos trabajos previos a la certificación anual que realiza Agrocalidad.

Los comerciantes de carne del Mercado 24 de mayo aseguran estar preocupados por la ‘poca información que han tenido’ sobre estos trabajos que terminarán los primeros días de enero.

Planificación. Según Cristina Campo, tercenista del mercado 24 de Mayo, la notificación de los trabajos que se iban a realizar en el camal les llegó de sorpresa. “Estamos conscientes de que el camal deber tener mantenimiento, pero el viernes 7 de diciembre nos llegó una notificación en la que nos indican la fecha del 9 de diciembre hasta el 4 de enero. No planificaron ni se percataron de cómo va a ser el faenamiento”, dijo Campo, quien además aseguró que por iniciativa de los comerciantes de carne, el pasado viernes, en compañía del director de Gestión ambiental del municipio de Otavalo, Iván Posso, lograron concretar acuerdos en el pago de faenamiento de las reses.

“En el camal municipal pagamos 10 dólares por cada res pero en Atuntaqui el precio es de 18 dólares, pero más otros gastos estábamos pagando desde 23 hasta 25 dólares”, aseguró la comerciante.

Trabajos. El director de Gestión ambiental del municipio, Iván Posso, aseguró que los trabajos fueron socializados para evitar contratiempos y explicó además que la obra estará siendo terminada el 4 de enero. “Hasta el rubro corría el riesgo de perderse por estar socializando más de 6 meses”, explicó Posso.

Estamos invirtiendo alrededor de “20 mil dólares en el estucado, pintura, arreglo de pisos de la parte interna del camal municipal. Con estas adecuaciones estaremos con Agrocalidad realizando la inspección para obtener la certificación respectiva”, explicó el director de gestión ambiental.

Ayer se concretaron los acuerdos con el administrador del camal de Antonio Ante para el faenamiento de reses de Otavalo.