Retiran escombros de casa reducida a cenizas

45f1IBARRA. Una minga,  es el comienzo para Mónica Vallejo y sus tres hijos, luego que la casa donde vivían se quemara en un voraz  incendio. Todas sus pertenencias quedaron inservibles.

Tragedia. La tarde del último jueves, Mónica de 39 años de edad, dejó una vela a los santos, ella pidió que la salud de su pequeña hija de un año siete meses mejorara. La mujer salió al médico con la infante y dejó la vela encendida, lo cual provocó que tres cuartos, la sala y parte de la cocina se consumieran por las llamas.Los tres hijos de la víctima perdieron todo.

Declaraciones. “Al medio día del viernes, personal del MIES inspeccionó lo ocurrido a causa del incendio y prometió ayuda”, dijo Mónica.  La mañana de ayer, cerca de 30 personas ayudaron a la humilde familia a retirar los escombros para volver a empezar de nuevo.
Lo que fue una humilde casa , que albergaba a cuatro personas, quedó solo en paredes, el incendio consumió todo. En baldes fueron sacando los escombros para que una volqueta del Municipio de Ibarra los retirara. La casa afectada se ubica al final de la calle Flores 1-58.