Rescataron a empresario ibarreño Carlos Arias, informó la Policía

Tras dos meses de labores ejecutadas por el eje Investigativo, se logró la liberación de Carlos Arias, empresario imbabureño, secuestrado en Imbabura en junio pasado, según informó la Policía Nacional en su cuenta de Twitter.

El ciudadano permanecía retenido en un sector selvático de Chical, en Tulcán. Las autoridades indicaron que ofrecerán más detalles en una rueda de prensa.

El exconcejal de Ibarra habría sido secuestrado el pasado sábado 5 de junio cuando se movilizaba en una bicicleta, a la altura de la vía antigua que conduce a Atuntaqui.

La ministra de Gobierno, Alexandra Vela, manifestó en una comparecencia que el empresario y exconcejal de la ciudad de Ibarra e identificado como Carlos Arias, “se encuentra en perfectas condiciones” tras su rescate por parte de efectivos de la Dirección Nacional especializada en la resolución de casos de secuestro y extorsión (UNASE).

Por su parte, la comandante general de la Policía de Ecuador, Tannya Varela, dio algunos detalles del secuestro, que se produjo en la provincia de Imbabura el pasado 5 de junio.

Arias fue interceptado cuando realizaba ciclismo en vías de Atuntaqui y sus captores lo raptaron en un vehículo.

Varela añadió que durante 15 días los secuestradores le hicieron caminar por zonas selváticas con la finalidad de desorientarlo para que creyera que su destino era Colombia, y que pasó 60 días encadenado y amarrado a un árbol en una vivienda improvisada.

Este lugar se encontraba cerca de una vía de la población El Chical, aledaña a la ciudad de Tulcán, en la provincia ecuatoriana de Carchi y fronteriza con el país vecino.

Poco después de la desaparición del empresario, la UNASE se contactó con la familia e inició una investigación que pudo dar con el paradero del mismo y proceder al operativo en el que fueron detenidos tres sospechosos, uno de nacionalidad ecuatoriana y dos de Colombia.

“El ecuatoriano tiene tres antecedentes, y de los dos colombianos uno de ellos es un expolicía de Colombia dado de baja”, precisó la comandante general.

La investigación del caso sigue abierta con el objetivo de determinar si la organización delictiva ha participado en otros delitos similares.

Los detenidos fueron puestos bajo la autoridad competente y las evidencias, entre ellas un arma, munición y el vehículo del secuestro, se encuentran bajo custodia policial.

De momento no ha trascendido el móvil del secuestro y si los captores solicitaron un rescate.

Tras la comparecencia de las autoridades el empresario pudo reunirse con sus familiares, que se mostraron visiblemente emocionados por el encuentro.