Realizan registro de apicultores en Imbabura

Ibarra. Con el objetivo de tener información real sobre la producción y productividad de los principales productos que se extraen de las abejas, como miel, polen, propóleo y cera, el Ministerio de Agricultura y Ganadería (MAG) realizó el registro de apicultores en 23 provincias del país.

Objetivos. La comunidad Cochas, parroquia Angochagua, fue una de las que recibió la vista de técnicos de la Dirección Provincial de Imbabura del MAG, quienes registraron la información que permitirá generar políticas de fomento y protección apícola, así como condiciones adecuadas para la comercialización.

Proceso. Durante el registro se solicitó al apicultor información personal, georreferenciación del apiario principal, número de colmenas, promedios de producción de los principales productos de la colmena que el apicultor extrae, acceso a asistencia técnica y a crédito, procesos de extracción, decantación y comercialización de los productos apícolas. A la par de las visitas se realizaron asistencias técnicas con los pequeños y medianos productores y se socializó los créditos con BanEcuador a los que pueden acceder y el trabajo en sanidad con Agrocalidad, explicó William Suárez, técnico del MAG.

Cifras. En Imbabura hasta el momento se ha levantado información en Zuleta, Cochas, El Abra, San Pablo, entre otros. El registro se mantiene ahora con un total de 112 apiarios con 1 656 colmenas, sin embargo, están pendientes algunos por registar y se lo realizará hasta fin de mes.

Tour internacional. Por otra parte, Ecuador es parte del Primer Tour Internacional Apícola Sudamérica 2018, que se realizará hasta el 22 de este mes, informó la viceministra de Agricultura y Ganadería, Mariuxi Gómez.

Además de proveer la miel, las abejas son importantes para el ambiente y cruciales para la vida, no únicamente para la conservación de la biodiversidad sino para el sostén de la economía.
En la parroquia Imantag de Cotacachi, en el apiario de Miguel Túquerres, se registró 80 colmenas.
El objetivo es aumentar la productividad de miel pasando de 10,2 a 20,2 kilogramos por colmena cada año.