Puñales, droga y celulares decomisados tras requisa en cárcel de Tulcán

En un operativo sorpresa al interior del Centro de Rehabilitación Social, se encontró literalmente de todo.

Celulares, armas corto punzantes, licor artesanal, tarjetas SD, dinero en efectivo y hasta whisky, fue parte de lo confiscado a los internos.

El operativo fue parte de la activación de los Comités de Seguridad carcelaria que se activó a escala nacional. Por cuarto día consecutivo la máxima tensión en diferentes penitenciarías del país, sí como la incertidumbre de familiares de presos por la crisis carcelaria que ha dejado una ola de sangrientos motines.

Edwin Ramiro Andrade, jefe de la subzona Carchi 04, aseguró que la mesa de seguridad se activó en Tulcán y están preparados en caso de que existiera algún intento de amotinamiento.

La tensión en las prisiones del país se mantiene desde el martes último cuando en el Centro Penitenciario Nº 4 de Guayaquil se generó un disturbio que se replicó en Cuenca y Cotopaxi. Producto de esas disputas se han registrado 81 muertes y una veintena más de heridos.

Omar Muñoz, jefe distrito Tulcán, aseguró que al interior del CRS de Tulcán se encontraron cinco teléfonos celulares, 10 armas corto punzante, seis artefactos electrónicos, siete pipas artesanales, 400 gramos de pasta base de cocaína y 35 gramos de marihuana, además de 15 galones de licor artesanal.

Magaly Obando, fiscal del turno, abalizó el procedimiento, de igual manera las evidencias son ingresadas al centro de acopio de la Policía Judicial del Carchi. En el operativo también participó personal del GOE, Eje preventivo y la Unidad de Antinarcóticos.

El Centro Penitenciario de Tulcán, aloja a unos 700 reos de distintas nacionalidades.

Aunque es considerada como un centro de baja peligrosidad, el lugar no ha estado exento de polémicas.

A inicios de septiembre pasado, se registró una fuga de ocho presos, seis de ellos fueron capturados, uno falleció durante la huida y otro se encuentra prófugo.

La mayoría de ellos están detenidos por el tráfico de sustancias ilícitas.

La semana pasada se realizó un traslado de 24 privados de la Libertad hasta otros centros penitenciarios del país.