Proyecto para mitigar efectos de la migración

altOtavalo. Sisa Álvarez es una pequeña niña de 9 años que vive con sus abuelos, sus padres son comerciantes que viajan constantemente a España y cada fiesta de solsticio regresan a suelo otavaleño a velar por sus Sisa.

 Historia. Muchos son los padres que por buscar un futuro mejor para sus  niños migran al exterior.
La mayoría de emigrantes  pertenecen al sector indígena, y viajan a países como España, Francia, Estados Unidos y Holanda.

Muchos niños otavaleños son los afectados por no tener a sus padres lejos, Sisa Álvarez tan inocente anhela cada Raymi la llegada de sus padres.
“Mis papás vienen cuando hay fiestas en Otavalo, yo vivo con mis abuelitos pero me dijeron que este año me llevaban con ellos”, dijo la pequeña Sisa.  
Historias similares se repiten en la tierra Sarance, pues la migración es un problema grave que perjudica a los niños y jóvenes de la ciudad.

 Proyecto. La Fundación Cactus Azul, ante esta problemática emprendió un plan piloto
junto a la Organización de Estados Iberoamericanos denominado “La vuelta al mundo en 4 historias” donde se aborda la temática de la migración mediante una obra de teatro dirigido a  maestros y niños.
“Este problema migratorio afecta mucho a los niños y adolescentes de las instituciones de todo el cantón, hemos detectado cuatro escuelas las cuales existe un alto índice de niños que tienen padres en el exterior” manifestó Gloria Rengifo, jefa de Promoción Social y Cultural del GMO.
Para la Fundación Cactus Azul, Otavalo es una ciudad estratégica para desarrollar este proyecto de capacitación y socialización.
“Hemos capacitado a los docentes de las diferentes instituciones para manejar la problemática de la migración y a los niños llegamos mediante una obra de teatro”, dijo Paloma Dávila, Fundación Cactus Azul.