Prevenir y no solo curar es el cambio en 51 años del Ministerio de Salud

Ibarra. 51 años cumple el Ministerio de Salud en Ecuador. Pero ¿qué ha cambiado en más de cinco décadas?.

La respuesta, según Harvy Reascos, director del Distrito 10D01 de Salud, integrado por los cantones Ibarra, Pimampiro y Urcuquí, es que anteriormente la prioridad de la institución era brindar una atención eminentemente curativa.

En cambio, con el pasar de los 51 años, además de lo curativo se expande hacia la prevención, “con una atención domiciliaria, con la estrategia Médico del Barrio, que es parte de una política pública”.

En un cambio en el que el médico va hacia la comunidad.

Servicio. Desde 2009 se inició el trabajo directo con las personas con discapacidad. Se desarrolla un seguimiento al proceso de tratamiento.

“La prevención y la promoción nos da otro enfoque para dejar de ser solo curativos”.

25 unidades operativas existen en el Distrito D1001.

Cuatro de cada 10 niños sufren de desnutrición. Los más afectados están en el sector rural. Entonces, aún queda pendiente una deuda con las comunidades. Al respecto, Reascos manifiesta que se trabaja en coordinación con los GAD parroquiales, así como con el MIES, institución que emprende la Misión Ternura y que está encaminada en disminuir los índices de desnutrición.

Una de las dificultades para el trabajo directo con las comunidades es, según el Director Distrital, el mal estado de vías de tercer orden. “La accesibilidad es una barrera que nos ha impedido hacer nuestro trabajo”. Es necesario mejorar la comunicación insterinstitucional, especialmente con los GAD y fortalecer los comités de salud, precisa Reascos.

David Lema en visita médica a María Chinchico, en La Rinconada, en La Esperanza.
La prevención de salud comienza con el programa Médico del Barrio, que se impulsa como política pública.