Presos denuncian que funcionarios les cobran para acceder a beneficios

Ibarra. Luego de la detención, inicio de instrucción fiscal, medidas sustitutivas, sumario administrativo y posible destitución del director del Centro de Reha-bilitación Social de Varones de Ibarra, Marcelo Patricio Merino, la cárcel está a cargo de Víctor Almeida.

A pesar de las denuncias presentadas en reiteradas ocasiones por las personas privadas de libertad, PPL, y un guía de seguridad penitenciaria, solo la coordinadora zonal, Marcela Mén-dez, se ha pronunciado al respecto asegurando que se va a iniciar una investigación sobre la situación del centro. La exdirectora, Margarita Arotingo, prefiere guardar silencio.

Más novedades. A los supuestos maltratos, violaciones, extorsiones y mala alimentación, ahora se suman las denuncias de cobros indebidos por parte de funcionarios del centro y la mala atención que tienen en el economato, sistema utilizado para que los internos reciban depósitos económicos en un negocio cercano al centro, que pueden son canjeados por alimentos, bebidas, golosinas y útiles de aseo personal en el interior del centro penitenciario. “En el economato a veces nos perjudican, porque se evidencian descuentos en los saldos y los encargados dicen que la falla podría ser del sistema. No es justo porque nuestros familiares nos depositan con mucho esfuerzo. Los productos no se venden tan caros, pero no existe todo lo que necesitamos”, mencionó el denunciante.

Cobros. Otra de las anomalías que los PPL denunciaron es que dos psicólogas y un abogado que laboran en el centro realizan cobros a para agilitar los trámites que benefician a los internos con la prelibertad.

Según el denunciante estarían solicitando la suma de 60 dólares (cada funcionario) para realizar el proceso que luego es enviado a Quito para su aprobación.

En este contexto, un trabajador fue detenido por miembros policiales el 28 de diciembre por concusión, ya que también estaría cobrando para realizar dichas gestiones. “Un funcionario ha estado cobrando por hacerles las carpetas y mandar a Quito para acogerse a los beneficios de ley como las prelibertades”, comentó la familiar de un interno con respecto a la persona que ya está siendo judicializada por este hecho.

La mujer, con notable indignación, agregó que, a raíz de las denuncias que se han publicado en Diario EL NORTE, han salido a la luz muchas cosas. “Cómo es posible que el director les saque a los privados de libertad para beber, pero cuando están enfermos no les saca. Todo lo que publicaron es verdad, existe mucho ingreso y consumo de drogas; la comida, ya porque informaron, en algo les mejoraron. Existe un consumo excesivo de droga, los internos ingieren demasiadas sustancias y necesitan ser atendidos por psicólogos y profesionales que les ayuden a rehabilitarse. Ahí llegan a perderse más, a hacer bandas delinquir”, dijo.

Con respecto a las denuncias, el director encargado del centro penitenciario, Víctor Almeida, dijo no saber que existen dichas anomalías y que el no estaba autorizado para brindar declaraciones, ya que hace pocas horas está de director por encargo. “Estamos impedidos de emitir datos e información del centro. Yo del tema desconozco, no sé si estaré en el cargo uno o dos días o si ya vendrá el nuevo director, como único antecedente tengo la novedad pública de lo que sucedió con el director”, mencionó el funcionario.