Por una decisión de último momento, cadete ecuatoriana sobrevivió a explosión

Carolina Sarango es una cadete ecuatoriana que sobrevivió a la explosión en la Escuela Francisco de Paula Santander de Bogotá, que dejó 21 muertos, entre ellos a la compatriota Ericka Chicó.

La joven de 20 años estuvo muy cerca de la muerte, pues en el momento del ataque caminaba por las instalaciones junto a Chicó, pero se alejó de ella para traer dinero, por lo que la onda expansiva no la impactó como a su compañera.

Sin embargo, Carolina resultó afectada porque le cayó un vidrio en la cabeza, se lastimó el brazo y quedó aturdida.

Carmen Molina, madre de Carolina cuenta que su hija había estado pocos minutos antes junto a Ericka, quien le manifestó que caminaba igual que ella, pero se regresó a traer un poco de dinero para comer. “Entonces ella regresa y estaba muerta la compañera” relató su mamá.

Doña Carmen dice que más allá de las heridas, a su hija la agobia el saber que su compañera EriKa, con quien había estado minutos antes, falleció.

“Ella está bastante mal, está triste por su compañera. Ella llora todo el tiempo cuando habla”, dijo.

La joven está fuera de peligro y su padre está en camino hacia Bogotá, para acompañarla.