Policías en gasolineras ahuyentan a traficantes

TULCÁN. En relación a los meses anteriores donde las gasolineras de Tulcán estaban sitiadas por contrabandistas de combustibles, actualmente  el panorama  es diferente.

Controles.  Desde que autoridades de control decidieron ubicar a personal policial en las gasolineras, lucen vacías y los conductores de transporte público o particular pueden abastecerse  sin contratiempos.

Javier Rodríguez, taxista, comentó que hace varios meses tanquear el vehículo era imposible porque los traficantes de combustible acaparaban el carburante.

El hombre recuerdó las interminables filas que se formaban y  las horas que debía esperar para comprar el combustible.

Rodríguez espera que se mantenga la medida y las leyes se apliquen a los informales porque causan pérdidas al país y problemas a quienes habitan en la provincia.

Viajan a cantones.  Con el endurecimiento de los controles en Tulcán para reducir el tráfico de combustibles, los negociantes buscan la forma de conseguir la gasolina, gas y diesel para lo cual se trasladan a las estaciones de Julio Andrade, Huaca, San Gabriel, Espejo, Mira y la provincia de Imb abura para comprar el carburante,  y luego burlando los controles policiales intentan llegar hasta la frontera para ofrecerlo en la vecina ciudad de Ipiales.