Policía consoló a un niño que sufrió un accidente en Quito

El cabo primero Ramón Salazar, de la Policía Nacional, consoló a un niño que estaba asustado luego de un accidente de tránsito que se registró el viernes en Quito, así lo dio a conocer la ministra María Paula Romo en su cuenta de twitter y facebook.

El uniformado iba a su casa por la avenida Simón Bolívar luego de terminar su jornada de trabajo, pero se encontró con el siniestro.

Auxilió a la gente accidentada y vio que había un niño llorando. Lo tomó en sus brazos, sacó su celular, se sentó con él y le mostró videos para entretenerlo. Poco a poco el niño se fue calmando, describe la Ministra.

Salazar tiene 35 años de edad y lleva más de 15 años de servicio en la Policía Nacional. Además, es profesor de educación física y también hace patrullajes en Quito. “Un ciudadano bueno y amable, es lo que todos esperamos de un policía”, dijo Romo.