Otro legendario del fútbol murió

p7pnMÉXICO El fútbol ecuatoriano ha recibido un nuevo golpe. La prensa mexicana y la Liga Bancomer MX reportaron la noche del pasado martes el fallecimiento del exfutbolista esmeraldeño Ítalo Estupiñán.


Hace poco, en febrero pasado, también fallecieron Félix ‘Pereque’ Lasso y Eduardo ‘Ñato’ García (uruguayo nacionalizado ecuatoriano).
El ‘Gato Salvaje’, como se lo conocía a Estupiñán, perdió la vida a los 64 años tras un infarto fulminante, según información del diario Récord.

SUS INICIOS
Estupiñán fue el primer tricolor campeón en México. Lo logró con el Toluca, en la temporada 1974-1975, con un gol suyo ante el León en el duelo clave jugado en el escenario toluqueño. Con el Puebla el ‘Gato Salvaje’ repitió un título, en la campaña 1982-1983, en una dramática final resuelta por penales en el Cuauhtémoc.
Tenía 22 años cuando arribó con el plan de conquistar el fútbol azteca.
El 26 de junio de 1975 (liguilla del torneo 1974-1975), Estupiñán ingresó en la historia. Un cabezazo del atacante, a los 51 minutos, representó la coronación del Toluca, que venció al León 1-0. Así, el capítulo inicial de tricolores dando vueltas olímpicas en suelo mexicano lo escribió Estupiñán. En 1977, con un saldo de 40 tantos y consagrado, se marchó de la escuadra roja de la que ahora es “una leyenda escarlata”.
En 1978 lo contrató el América, donde logró la Copa Interamericana (disputa entre el monarca de Concacaf y el de la Libertadores) de 1978 luego de tres electrizantes partidos con Boca Juniors; el decisivo fue en el Azteca (1-0). Después jugó con América, Atletas Campesinos (Querétaro) y Puebla; el equipo de la franja su último equipo en el país y también se coronó en la liga (82-83). Se retiró con Emelec en 1986.

PASEÓ SU JUEGO
La huella de Estupiñán también quedó grabada en el Atletas Campesinos. Con 18 anotaciones es el máximo artillero del desaparecido club queretano (entre 1981 y 1982). Su hazaña de despedida ocurrió el 29 de mayo de 1983. Fue campeón con Puebla tras una final ganada por penales a las Chivas; Ítalo convirtió en la tanda. El recordado goleador, quien se quedó viviendo en Toluca, también jugó en Macará, El Nacional, Universidad Católica y Emelec. Fue campeón con el cuadro militar en 1973.
Con este acontecimiento varios clubes mexicanos y ecuatorianos expresaron sus condolencias en las redes sociales.

UN BUEN AMIGO
Carlos Torres Garcés, extécnico de Emelec, recordó a su amigo Ítalo Estupiñán, quien falleció en México producto de un infarto masivo. Dijo estar “dolido por un golpe durísimo” por la partida de su amigo y compadre.
“Estoy apenado, ha sido un golpe durísimo, nuestras familias están muy ligadas, él era padrino de uno de mis hijos y nuestras vidas durante mucho tiempo transcurrió paralela, jugamos en El Nacional, jugamos en México, estuvimos muchísimo tiempo juntos, éramos muy unidos incluso a través de las redes sociales estábamos en comunicación plena durante los últimos tiempos”, expresó Garcés, quien fue compañero de Estupiñán en El Nacional en entre 1972 y 1974 y en el Toluca de México en 1975.
“Ítalo como siempre fue un buen caballero, se fue en voz baja, sin hacer ruido se ha ido, como así vivió después de que se quedó en México para el resto de su vida”, manifestó Garcés en entrevista desde Alicante, España.