15-01-2020 | 07:30

Urge construcción de la terminal terrestre en Otavalo

Los usuarios consideran que es necesario un espacio adecuado que funcione como terminal terrestre donde exista organización.

Otavalo. Bajarse del bus cuando se llega a la Terminal Terrestre de Otavalo, muchas veces, genera un gran riesgo, ya que aquí no hay un lugar específico para que los usuarios desocupen las unidades de transporte.

Es decir, mientras la persona se baja de un bus otra unidad, taxi o un vehículo particular pasa muy cerca que hasta podría existir un accidente, algo que según los socios no ha ocurrido hasta ahora.

La construcción de una verdadera terminal de Otavalo es urgente, así lo manifiestan los mismos usuarios.

De acuerdo a sus versiones este lugar al que le denominaron terminal es solamente un canchón, no apto para la llegada de buses.

Trabajo. A pesar de que en el sitio existe un Agente Civil de Tránsito, la desorganización es evidente.

Las personas transitan en medio de este lugar, cuando lo correcto sería caminar frente a las unidades estacionadas, es decir, en la vereda de la avenida Atahualpa.

Eufemia Flores es de Cotacachi pero visita el cantón frecuentemente. Para ella el lugar es muy angosto, “es un peligro y no se puede andar tranquilamente por los carros, esto debe ser reubicado en otro lado más grande”, dijo.

Sin embargo, la construcción de la terminal terrestre de Otavalo es uno de los compromisos que se ha planteado realizar la administración del alcalde Mario Conejo Maldonado.

En una entrevista que ofreció a los medios de la localidad, mencionó que la ejecución podría iniciar el otro año, pero aseguró que la obra se cumplirá durante su gestión.

Al ser uno de los cantones más visitados por los turistas por la tradicional Plaza de Los Ponchos y su belleza natural, Javier Hinojosa, indicó que se debería mejorar este servicio, ya que la terminal es el primer punto de llegada de los visitantes. Es agente de tránsito y permanece en este sitio desde hace un año aproximadamente, “siempre tratamos de controlar este lugar, ya que es un espacio crítico porque es pequeño para tantos buses”, añadió.

La finalidad, según el Agente, es regular y controlar el tránsito por la seguridad de los peatones, en su mayoría, personas de la tercera edad que llegan de las comunidades y estudiantes.

“Como buen otavaleño, considero que el primer punto de entrada de un extranjero es la terminal, y me da mucha pena que se encuentren con un completo desorden”.

Hinojosa se refiere a la basura y los malos olores que se generan de la parte de atrás de este espacio, donde existen edificaciones pequeñas y abandonadas.

Preocupación. Vilma Criollo, que es parte de los comerciante, comentó desesperadamente que necesitan ayuda de las autoridades responsables. “La gente ambulante nos está venciendo porque no hay quien controle”, agregó.

Comentó también que sí existe el control por parte de los Agentes Municipales, a quienes los informales no les hacen caso, según su criterio. Asimismo indicó que están casi 30 años “y nadie nos apoya”.