12-09-2019 | 08:26
(I)

Se oponen a pagar USD 3 por un GLP

El precio adicional que se otorgó

al cilindro de gas es un problema que vive la ciudadanía imbabureña desde hace unos cinco meses.

Otavalo. Adquirir un cilindro de gas puede llegar a costar hasta 3 dólares en Otavalo, sin embargo los ciudadanos se oponen a este excesivo costo.

A pesar de que este producto es una necesidad básica en los hogares, algunos vecinos han tenido que cancelar los 3 dólares.

En un recorrido por parte de Diario EL NORTE se evidenció que un distribuidor del GLP le cobró 3 dólares por cada cilindro de gas a una ciudadana, que después de haber recibido el cambio se dio cuenta que el producto no costó USD 2,50 como normalmente era.

Resolución. En la reunión con los moradores de cada barrio participaron también la jefa política del cantón, el comisario nacional y distribuidores.

Santiago Simbaña, presidente de la Federación de Barrios de Otavalo, mencionó que no existe una autorización de las autoridades competentes para que suba el precio del gas.

Simbaña también añadió que el comportamiento ciertas personas que venden el gas es déspota.

De acuerdo a declaraciones los ciudadanos, los distribuidores no hacen la entrega a domicilio, es decir, se ubican en una esquina determinada, prenden una sirena y la gente llega a adquirir el producto.

Simbaña señaló que el recorrido de los distribuidores debe ser puerta a puerta, lo cual no se está cumpliendo.

En la reunión, otro pedido que hicieron los habitantes es la creación de nuevos acopios de gas en los diferentes sectores donde no llega el producto.

Respaldo. La jefa política, Daniela Iturralde, que también fue parte de esta reunión, comentó que como autoridades respetan las inquietudes de la ciudadanía para brindar un respaldo.

Agregó que una de las propuestas para los distribuidores es que se mejore el servicio puerta a puerta, “la ciudadanía dice que los señores distribuidores manifiestan que si no compran a 3 dólares deben ir a buscar en otro lado el gas”.

Iturralde recalca que el Gas Licuado de Petróleo (GLP) es del Estado Ecuatoriano y por ende, todos son dueños de este producto. “La única persona autorizada para subir el precio del GLP es el señor presidente de la república y eso no ha sucedido”, dijo la jefa política.

El precio en las bodegas es de USD 1,60 y a domicilio USD 2,50, es decir, no ha existido un acuerdo con la ciudadanía como lo han manifestado algunos distribuidores, según Iturralde.

Además, aseguró que intensificarán los operativos de control, adicionalmente están respetando también las denuncias por escrito que llegan a las oficinas de la jefatura política.

“Estamos haciendo un expediente para poder presentar a la Agencia de Regu-lación y Control Hidrocar-burífero (ARCH) para la respectiva sanción”, dijo la jefa política.

Sin embargo, acotó que continuarán haciendo controles en las bodegas porque los distribuidores no se pueden negar a vender un cilindro de gas en este lugar, ya que debe estar garantizada la venta para cualquier ciudadano.

Abastecimiento. Otavalo cuenta con 22 camiones distribuidores de gas y al mismo tiempo hay 22 bodegas de distribución.

El cupo para cada distribuidor es variado, a diario llegan entre 100, 110 y 120 cilindros al día, esto depende de la planificación de la ARCH.

Iturralde informó que no existe un desabastecimiento, ya que la refinería de Esmeraldas ya entró en funcionamiento desde el 8 de agosto.

Indicó además que la ciudadanía de Otavalo puede acercarse a la jefatura política a hacer la denuncia del costo excesivo del gas. Aquí deben presentar un documento formal donde puedan manifestar cuáles son las afectaciones por la que el gas no está llegando al sector.