06-11-2019 | 08:00

En la Plaza de Ponchos esperan recuperar ventas en diciembre

Otavalo. La ilusión por vender en este feriado era alta para los artesanos de la Plaza de Ponchos.

Sin embargo, pocos fueron los que vendieron pero el resto aún tiene la esperanza de recuperar su economía en diciembre, uno de los meses más altos en ventas por la época navideña.

Con su expresión de decepción Zoila Yamberla indicó que no vendió casi nada, a pesar de que siempre esperan la época de ‘difuntos’ para tener un poco de ganancias.

Señaló que el paro nacional afectó a la ciudadanía económicamente y por eso se diminuyó el comercio.

Desde las 05:00 llegan los artesanos a la plaza para empezar a armar sus puestos y ubicar las artesanías.

Los turistas internacionales son los que más llegan a esta zona de Otavalo.

Expresión. La realidad de Jesús Visarrea es otra, con gran entusiasmo contó que el feriado para él estuvo bueno.

Mientras ordenaba los cinturones sobre una mesa, mencionó que a pesar de que estuvo buena la venta, no se pudo recuperar lo que se perdió en la paralización nacional. “Hubo gente hasta de noche”.

Normalmente Jesús llega a las 05:00 a la plaza y se retira a las 19:00, pero el fin de semana extendió su horario y se quedó hasta las 20:30.

El artesano considera que sábado y domingo fueron los días más fuertes para las ventas, “gracias a Dios sí se pudo salir”, agregó Jesús.

El feriado en Otavalo empezó desde el 31 de octubre, es decir, la ciudad tuvo cinco días de feriado en comparación a los otros cantones. El turismo internacional es el que mayormente se registra, ya que para los mismos ciudadanos de la localidad esta plaza ya no es tan novedosa.

Tradición. La costumbre en este sitio para los artesanos es continuar trabajando en sus productos mientras esperan vender, así lo hizo Narcisa Escobar, quien estaba elaborando una muñeca y contó que “dando gracias a Dios en este feriado sí se obtuvo un poco de ganancia pero no tanto como se esperaba”. Martha Lahuasi en cambio añadió que el feriado estuvo malo, a pesar de que hubo la presencia de turistas para ella “no hubo venta”.