Ordenanza obsoleta = caos

Las Ordenanzas no son otra cosa que leyes particulares  que viabilizan una Ley General acondicionándola a necesidades de las ciudades. En Otavalo, la actual administración municipal puso en vigencia hace unos años una Ordenanza de Regulación Urbana que al momento  parecería estar obsoleta.

¿El por què? al ser elaborada  sin respaldo de  estudios confiables de la realidad de Otavalo, incluso  recogiendo citas textuales –sin mencionar la fuente- de una Ordenanza de 1992 de Quito, se han convertido entre otros en parte de  problemas acumulados en nuestra ciudad específicamente en la tramitación y aprobación  de planos para construcciones.

En un acápite de esta Ordenanza de Regulación Urbana en el Art. 72, habla de que enmiendas o modificaciones a la Ordenanza lo puede efectuar la Dirección de Planificación, en otras palabras esta Dirección tendría potestad para hacer o deshacer, según su criterio,  la Normativa.
¿Asi se elaboran Ordenanzas en donde al sujeto asesor –Dirección de Planificación- con voz y sin voto se  le otorgan potestades incluso sobre la misma autoridad que legisla y fiscaliza?.
 Lo deplorable no solo es la desinformada Ordenanza sino quienes están a cargo de cumplir y hacer cumplir, pues al parecer lo que para unos es permitido para otros es prohibido.
Ejemplo, en la Cdla Imbaya en la misma calle, frente con frente, en un mismo sector a unos propietarios les es permitido construir sobre línea de fábrica a otros no. ¿Dónde radica la diferencia? Vaya usted a saber.  Se confirmarían  los   cuestionamientos a la  Ordenanza  y ante la falta de una legislación confiable no  se aplicarían criterios técnicos  fundamentados en la equidad e igualdad y  ni siquiera se consideraría el entorno real edificado. Ante esta situación y sin los estudios del Cootad ¿no estarían en indefensión los otavaleños que en cumplimiento de la Ley buscan aprobar planos para construir? . 

 Pedro Manuel Ramírez
     pm_ramirezt@hotmail.com]