Operativos controlan a infractores en Otavalo

OTAVALO.- El trabajo coordinado entre diferentes instituciones para realizar los operativos diurnos y nocturnos evidencia la falta de cooperación ciudadana para cumplir y acatar el decreto presidencial 1291.

Trabajo coordinado entre Jefatura Política, Policía Nacional del Ecuador, Agentes de Tránsito EPM Movidelnor, Comisaría Municipal y Agentes de Control Municipal, Jefatura Municipal, Intendencia de Policía, Fuerzas Armadas y Cuerpo de Bomberos realizaron diferentes operativos por todo el cantón y atendieron las denuncias ciudadanas realizadas desde diferentes sectores.

Mauricio Andrade, Intendente General de Policía indicó que las diferentes instituciones que han juntado esfuerzos para hacer respetar el toque de queda y estado de excepción decretado por el ejecutivo por lo cual, procedieron a realizar el control de libadores en sectores de Peguche, Agato.

Los operativos desplegados lograron disipar reuniones e infraccionar a libadores de los sectores urbanos y rurales en la ciudad.

La Gobernadora de Imbabura, María Gabriela Jaramillo, se unió a los operativos nocturnos del sábado e indicó que la finalidad principal de estas coordinaciones es garantizar la seguridad y orden público en los diferentes territorios.

El trabajo coordinado entre todas las instituciones logró suspender encuentros de ecuavoley en Calpaqui, Espejo y La Rinconada, de igual forma, suspendieron una programación cultural que se iba a realizar en la comunidad de Peguche.

Más recorridos y operativos se realizaron en Ilumán, La Joya, Punyaro, Santiaguillo, Eugenio Espejo y calles de la ciudad de Otavalo.

Asimismo, las autoridades procedieron con el cierre de locales comerciales, se sancionó a varios ciudadanos por incumplir el toque de queda en vehículos, motocicletas y transeúntes, de igual manera se desalojó varias aglomeraciones en distintas partes de la ciudad.

Autoridades ratifican su mensaje de colaboración y corresponsabilidad ciudadana ya que en el sector rural, principalmente, se encontraron realizando partidos, infringieron toque de queda, existieron muchas personas libando y otros tuvieron mala actitud con las autoridades que hacía cumplir la ley.

De igual forma, se indicó que las alarmas y denuncias de reuniones clandestinas fueron receptadas y atendidas por lo que hacen un llamado de atención a la ciudadanía para acatar la normativa y evitarse la detención y más sanciones.