Nuestro Patrimonio

Esta mañana, a días de la fecha grande de Ibarra, que conmemora 412 años de su fundación, la Junta de Rescate Patrimonial y la Fundación Pedro Moncayo, entregan al Municipio y a la ciudadanía del cantón , el Proyecto de Ordenanza que regula la preservación, mantenimiento y difusión del Patrimonio cultural del cantón. La Ordenanza responde a una necesidad emergente de Ibarra, la de valorar su patrimonio, legado urbano de casas, monumentos, iglesias y parques, herencia cultural de creencias, costumbres, tradiciones y saberes. Transmisión de valores, actitudes y compromisos colectivos, esos que a lo largo de decenas o centenas de años, construyeron lo que actualmente es Ibarra, como ciudad, como cantón, como capital de Imbabura.Y es emergente, porque el explosivo crecimiento poblacional de la ciudad que se acerca a los 170 mil habitantes; la acelerada expansión urbana que le hizo romper los antes infranqueables muros de una ciudad semirural, encerrada entre quintas, fincas y haciendas; la incesante migración que llega de muchas partes del país e, incluso del extranjero, y con ella la partida de muchos ibarreños hacia otros horizontes, han determinado que hayamos dejado en la penumbra del desconocimiento y el olvido la rica historia de Ibarra y los ibarreños. La Ordenanza nace de un compromiso ciudadano ajeno a las coyunturas políticas. Pretende que cuantos nacieron o viven en ella, conozcan, amen y trabajen por Ibarra como lo hicieron sus mayores.