‘Nomofobia’, trastorno por uso del móvil

No importa si está en la casa, en clases en el colegio, en una reunión con sus amigos o caminando por la calle, Alfonsina Moreta siempre tiene un objeto a la mano: su teléfono celular. 
El aparato, que no es otra cosa que un teléfono inteligente con una mayor capacidad de almacenar datos, se ha vuelto parte de ella.
La joven de 18 años aseguró estar pendiente de los mensajes que recibe de aplicaciones como Whatsapp, Instagran, o Facebook y admite que no podría sentirse tranquila ni un día sin su teléfono.
 
DEPENDENCIA
Esta dependencia está relacionada con la ‘nomofobia’, término derivado de tres palabras: ‘no’, ‘móvil’ y ‘fobia’.
Este trastorno, al igual que otros nuevos, consta en la recopilación que hizo la consultora estadounidense TechHive entre usuarios mundiales de internet.
De acuerdo al estudio, la ‘nomofobia’ es la angustia causada por no tener acceso al celular y puede variar desde una ligera sensación de incomodidad hasta un ataque grave de ansiedad.
En cambio, el ‘síndrome de la vibración fantasma’ se caracteriza por la sensación de que el móvil vibra, incluso cuando la persona no tiene el dispositivo consigo o cuando su móvil está apagado.
Otra de las alteraciones es la denominada ‘cibermareo’, un efecto secundario por el uso de varias aplicaciones 3D para iPhones y iPads.
Náuseas, fatiga visual y mareos ocurren cuando existe una desincronización entre los movimientos de los ojos y las señales percibidas por el sistema de equilibrio, que el cerebro interpreta como movimiento real.

ENCUESTA NACIONAL
El universo de la población ecuatoriana que usa smartphones se refleja en la Encuesta Nacional de Empleo, Desempleo y Subempleo. En el área de Tecnologías de la Información y Comunicaciones, el 12,2% de las personas dijo que posee un celular inteligente.
También se registra que el 48,2% de las mujeres que tiene un teléfono inteligente lo utiliza para navegar por las redes sociales.
El porcentaje de adicción a estar pendiente de Facebook o Twitter aumenta entre adolescentes de 16 a 24 años. Un 81% usa el móvil para estas actividades.

OTROS TRASTORNOS
El estudio TechHive también describe al dolor dactilar causado por el uso frecuente de la pantalla táctil de un móvil inteligente. El terapista Jorge Andrade mencionó también la tendinitis del dedo pulgar y el síndrome del túnel carpiano, como algunas de las consecuencias debido al uso de movimientos repetitivos en los teléfonos.
Estos movimientos sobrecargan las estructuras de los tendones y articulaciones, por lo que recomienda adoptar posturas adecuadas al momento de usar los equipos.
El ‘síndrome del ojo seco’ es otro nuevo trastorno ocasionado por la falta de lubricación en los ojos, ante la concentración en la pantalla de un smartphone o de una tableta.