Minería ilegal no para en Buenos Aires, Imbabura

Desde las 05:30 del lunes, hasta la 01:30 del martes, se desarrolló un operativo contra el almacenamiento y extracción de material aurífero en la parroquia de Buenos Aires. El accionar se denominó ‘Zafiro 08’ y permitió la detención de seis ciudadanos sospechosos.

Efectivo trabajo
El operativo se realizó a través de la Dirección Nacional de la Policía Judicial e Investigaciones (DNPJI), mediante el trabajo desplegado por los agentes de la Unidad de Investigación de Delitos Mineros (UIDM), quienes conocieron e investigaron que, pasando la mina del Olivo, en la frontera entre las parroquias de Lita y Buenos Aires, se encontraban almacenando y extrayendo material aurífero de la montaña.
Los uniformados emprendieron el trayecto, iniciando en el sector de La Feria, hasta llegar a un lugar conocido como El Limón, en donde, con técnicas operativas rurales, lograron rodear un campamento, en el que se encontraban seis ciudadanos realizando actividades de almacenamiento y transporte ilegal de material aurífero.

Detenidos
Los aprehendidos fueron identificados como: Jorge Wilmer R., quien registra una detención anterior por el delito de robo; además de José Hipólito C., Luis Humberto H., Guillermo Paulino G., Manuel Iván B. y Daniel Alejandro P., quienes no tienen antecedentes penales en el país. Además informaron que todos los ciudadanos son de nacionalidad ecuatoriana, oriundos de las provincias de Imbabura, Carchi y El Oro.

Resultados
Las evidencias que fueron incautadas en el operativo son: aproximadamente 1 100 bultos de material mineralizado, con un peso de 44 000 kilogramos; dos generadores eléctricos que estaban instalados en el interior del campamento construido con plásticos; varias herramientas y equipos de minería; más de una decena de animales de carga, utilizados para transportar los sacos con material aurífero; y cinco celulares.

Detalles
Luego de inmovilizar a los ciudadanos, el personal táctico del Grupo de Operaciones Especiales (GOE), trasladó a los detenidos hasta el Puesto de Mando Unificado (PMU), ubicado en la cabecera parroquial.
Por su parte el personal policial de la Unidad de Criminalística y funcionarios de la Agencia de Regulación y Control Minero (ARCOM), se encuentran en el lugar de los hechos, realizando las pericias y procedimientos legales pertinentes en base a cada competencia.
Una vez legalizada la detención y después de ser llevados hasta una casa de salud para obtener el certificado médico respectivo, los ciudadanos fueron ingresados en el Centro de Detención Provisional de Ibarra, antes de ser puestos a órdenes de las autoridad competente durante la audiencia de calificación de flagrancia.