Migrantes siguen viviendo un ‘viacrucis’

TULCÁN.- La situación de la infancia venezolana migrante es “aterradora”. No solo está expuesta sino que ya sufre, en especial las niñas y adolescentes, violencia, explotación sexual y laboral y exclusión, dijo a Efe la representa de la ONG global Plan International, Anyi Morales.

Palabras
“Las niñas y niños venezolanos migrantes deberían tener derecho a seguir siéndolo y esta crisis les está arrebatando su infancia”, afirmó Morales, quien es la Coordinadora del Programa Regional de Respuesta a la Crisis de Venezuela.

Plan presentó este viernes el reporte “Niñas migrantes – El impacto de la crisis venezolana en las niñas”, que con base a datos de agencias de la ONU y ONG’s da cuenta de que el 25 % de los 5,4 millones de venezolanos que han salido de su país desde 2015 son menores, y que la mayoría de esta población está en Colombia, Ecuador y Perú.

Violencia y xenofobia
El informe indica que la violencia basada en género y violencia sexual contra las venezolanas ha aumentado tanto en Venezuela como en los países de acogida.

La mayoría de las supervivientes venezolanas de delitos sexuales en Colombia son niñas de entre 6 y 11 años de edad, seguidas de las adolescentes de 12 a 17 años.

Situación compleja
En Ecuador y Perú, las niñas y adolescentes venezolanas migrantes también están en riesgo de sufrir la creciente explotación sexual y tráfico de personas, crimen que se recrudece en parte por la pérdida de trabajos por la pandemia en curso.

En Perú, a las mujeres venezolanas les dificulta encontrar puestos de trabajo, y hay la creencia de que estas “ejercen o ejercerán la prostitución”, precisó el informe.

Un fenómeno muy particular de esta crisis es la sexualización de las mujeres y la xenofobia tanto en Colombia, Ecuador y Perú”.

En cuanto a la educación, antes de la pandemia cerca del 50 % de la niñez venezolana no estaba matriculada en la escuela, una situación que previsiblemente empeorará por el impacto de la pandemia.