MIES ofrece atención integral a 11 mil 422 niños de Imbabura

Ibarra. Desde el lunes, las actividades en los diferentes centros de desarrollo infantil están dando inicio. Elena Larrea, directora distrital del MIES, dijo que la calidad en la educación está garantizada gracias a los estrictos parámetros de profesionalismo.

Los CDI. A nivel de toda la provincia son 126 centros de desarrollo infantil también conocidos como CDI, de estos, siete son de atención directa caracterizados, en la actualidad, por la calidez, la atención y la garantía de derechos. Un ejemplo de estos es Luis Jaramillo Pérez, en donde precisamente ayer se realizó la inauguración de un nuevo ciclo.

En los CDI los niños están en el horario de 08:00 a 15:00 y reciben cuatro comidas diarias.

En los domicilios. Por otra parte, está también la modalidad Creciendo con Nuestros Hijos, CNH, que se trata de la atención personalizada que brindan las educadoras. En Imbabura son 150 que se encargan de niños de cero a tres años de edad. Las educadoras asisten al hogar de los infantes con el objetivo de compartir el cuidado y el desarrollo integral de los mismos junto a sus madres y padres. El acompañamiento dura aproximadamente una hora. Una vez por semana se realizan actividades grupales con los menores de dos a tres años, la finalidad de relacionarlos entre sí y prepararlos para su vida escolar, permitiéndoles afianzar las relaciones sociales para un desarrollo integral.

Profesionales. Larrea explicó también que han asumido la responsabilidad que implica la educación de los menores, por lo tanto, las personas que trabajan con los niños deben contar con una profesión enfocada en las áreas del aprendizaje, por ejemplo, tecnología en desarrollo infantil, licenciaturas en educación parvularia o educación inicial.

“Puede haber personas que tengan todo el cariño y la vocación del mundo pero si no está acompañado con una formación profesional no estamos garantizando un verdadero equilibrio en el desarrollo integral de los niños”, explicó Larrea.