El mercado Amazonas tiene una ocupación solo del 60% de compradores

La afluencia de personas en el mercado Amazonas ya no es la misma desde hace un año y ocho días, cuando se declaró estado de excepción al Ecuador el 17 de marzo de 2020.

Específicamente en el mercado Amazonas, el más grande de Ibarra, algunos comerciantes solo trabajan hasta el mediodía, ya que por la tarde el lugar es casi ‘muerto’, así lo da a entender Henry Viveros, quien vende verduras desde hace 16 años.

Recuerda que los meses más duros del año anterior fueron entre marzo, abril y mayo, donde no había casi nada de movimiento comercial.

“A partir de ahí, en realidad lo que hemos hecho es tratar de mantenernos, de sobrevivir con lo poco que podíamos adquirir de productos. Además, la gente no ingresaba mucho al mercado”.
Ahora, dice Henry que siguen luchando cada día, “poco a poco se ve que la gente sí accede a los productos de aquí del mercado”.

Asimismo, contó que hasta las 10:00 aproximadamente, la gente trata de adquirir productos en el mercado, “desde ahí en la tarde es igual muerto otra vez”, agregó el comerciante, quien está en su puesto desde las 07:00 hasta las 12:00, todos los días.

Fabricio Reascos, coordinador del Sistema de Comercialización de Mercados, explicó que al inicio, cuando se estaba volviendo a la ‘normalidad’, hubo el 30 % de ocupación por parte de usuarios, ya que solo se ofrecía productos de primera necesidad.

Sin embargo, mientras pasaban los días, los demás puestos fueron abriendo parcialmente. Reascos indicó que al momento han evolucionado pero no al 100 %, “todavía tenemos un 60 % de los usuarios que nos visitan”.

El funcionario señaló que de acuerdo a estos porcentajes el movimiento comercial del mercado no es el común de años anteriores. “Eso sí merma a los ingresos económicos de los comerciantes”.

De la misma forma falta que un 30 % de comerciantes se incorporen a trabajar. Reascos aseguró que desde la municipalidad, se ha tenido consideración al respecto. “Hemos respetado que ciertas personas que tienen algún tipo de problemas de salud o sean de avanzada edad, no salgan a trabajar”.

Cerca de 6 comerciantes que han fallecido infectados del nuevo coronavirus, no se contagiaron en el mercado, según Reascos, lo adquirieron en sus domicilios.

El funcionario añadió también que hay un 40 % de usuarios que no visitan los mercados, tal vez por algún temor de contagiarse de la Covid-19.

Los comerciantes también aseguran que la desinfección en los puestos es permanente. La administración de mercados ha adquirido ocho fumigadoras.

Rocío Ayala tiene 10 años trabajando en el mercado, donde ofrece artículos de ferretería y para la agricultura. Comentó que las ventas son muy bajas, “los compradores y quienes vendemos igual tenemos miedo de contagiarnos”.

Considera además que hay temporadas donde sí se vende más. Por ejemplo, cuando hay lluvias vende más sus artículos como palas o azadón. Rocío abrió su local desde septiembre del año pasado.