Los maestros exigen el pago del incentivo jubilar en Imbabura

Ya son cuatro años que los maestros jubilados siguen esperando por su incentivo económico. Ayer un grupo de 32 exdocentes se reunieron en el obelisco para exigir el pago.

Milton Jaramillo, jubilado de los maestros programados del 2019, contó que se ha dispuesto a nivel provincial que todos los maestros hagan presencia en las gobernaciones como también en las coordinaciones zonales de educación.

La finalidad es exigir a través de las autoridades provinciales que se les entregue el pago de los incentivos jubilares.

Explicó que esto se debe cumplir de acuerdo al artículo 185, para quienes se jubilaron con un presupuesto debidamente programado con el Ministerio, sin embargo, “se ha irrespetado, “hubo un dinero que fue desviado y no se cumplió con el objetivo”.

Entre 50 mil dólares hasta 53 mil dólares es lo que deben recibir docentes que cumplieron con sus años de servicio.

Son cerca de 1200 maestros en la provincia que se jubilaron y están esperando el incentivo.

Mario Andrade, quien es parte también de la directiva provincial de maestros jubilados, aclaró que el Ministerio de Educación emitió dos acuerdos, el 144 y el 185, este primero hace referencia a maestros que no salieron programados (renunciaron).

En cambio el 185 habla de quienes a partir del 2019 ya son docentes programados, es decir, que no renunciaron y presentaron documentos para que el Ministerio los desvincule. “Nosotros, al ser programados el ministerio ya asigna un presupuesto”.

Andrade se desvinculó del ministerio en agosto de 2019. En su caso, aseguró que presentó la documentación al distrito indicando que cumplió con todos los requisitos establecidos para jubilarse.