Marlon Amagua Miño fue localizado en Cuenca tras estar desaparecido más de dos meses

Marlon Amagua Miño, reportado como desaparecido desde el 23 de junio del presente año fue localizado ayer por agentes policiales en la ciudad de Cuenca. La mañana de este miércoles, 9 de septiembre del 2020, el joven fue entregado a sus familiares

Según información recogida por la Fundación Regional de Asesoría en Derechos Humanos (Inredh), alrededor de las 7:00, Amagua fue trasladado a la Fiscalía de Personas Desaparecidas N°1 con sede en el edificio Recalde, ubicado en la Eloy Alfaro y Carlos Tobar, para que rinda su versión.

Marlon salió de la Fiscalía luego de rendir su testimonio en algo más de dos horas y media.  Con un emotivo abrazo y lágrimas en los ojos, Marlon abrazó a sus hermanos y cuñados, quienes felices lo esperaban en la puerta.

Marlon Amagua desapareció aquel 23 de junio de 2020 cuando estaba internado en el Centro Terapéutico “Nuevo Ebenezer”, en el sector de Conocoto. Por su desaparición se abrió dos procesos legales: un habeas corpus y una investigación por su desaparición.

El juez Raúl Atancuri, de la Unidad Judicial Penal del cantón Rumiñahui, en su sentencia sobre la garantía de habeas corpus señaló que el Centro Terapéutico “Nuevo Ebenezer” y el Ministro de Salud Pública “violaron el derecho a la libertad de movimiento reconocido en el numeral 14, del artículo 66 de la Constitución de la República, así como, el derecho a la autonomía de la voluntad reconocida numeral 29 del mismo artículo, en perjuicio de Marlon Amagua”.

Por lo cual dictó como medida de reparación que “cuando Marlon aparezca se dispone que el Ministerio de Salud le brinde de manera gratuita y por el tiempo que sea necesario, con su consentimiento, el tratamiento en salud que requiera” y que “brinde de manera inmediata, gratuita y por el tiempo que sea necesario, previo  su consentimiento, el tratamiento en salud que requieran los hermanos de la víctima”.

Además, pidió al ente estatal que “inspeccione al Centro Terapéutico “Nuevo Ebenezer” determinando su situación jurídica actual, la adecuación de sus instalaciones, tratamientos, protocolos, apegados a los estándares de derechos humanos citados en esta sentencia, debiendo iniciar los procedimientos administrativos o judiciales que corresponda”.

Esto debido, a que durante la audiencia se evidenció que Marlon fue víctimas de malos tratos y que el Centro no presentó los documentos que certifiquen la legalidad de su funcionamiento, por lo que continuamos vigilantes a las acciones pendientes del Mecanismo Nacional de Prevención de la Tortura, Tratos Crueles Inhumanos y Degradantes.