La alimentación y el estrés laboral

Ibarra. A diario nos enfrentamos con la situación del estrés laboral, la rutina o la monotonía del día, esto puede provocar que tengas una alimentación desequilibrada, causando daños severos o graves en tu salud.

Mala alimentación. La nutricionista Elizabeth Mora, aseguró que el estrés en el trabajo provoca que haya un mayor consumo de comida rápida.

La especialista dijo que el exceso de trabajo, llevar un ritmo demasiado acelerado o la presión laboral pueden acabar afectando al apetito y generar cambios poco recomendables en nuestros hábitos alimentarios como, alimentarnos de manera poco saludable, de forma excesiva o hacerlo compulsivamente.

“La clave para romper este círculo vicioso y ayudar a la regulación del estrés es justamente cuidar la alimentación, ajustándola a la actividad laboral que llevamos a cabo”, agregó.

La especialista acotó que es importante recordar que tener una alimentación adecuada y controlada, un pequeño refrigerio saludable puede ser la herramienta más potente y eficaz para afrontar y prevenir el estrés laboral, y de este modo contribuir a tener trabajadores más satisfechos y buena rendición laboral.