Juramenta en el cargo nuevo Procurador General de Ecuador

Quito. Íñigo Salvador tomó posesión este martes ante la Asamblea Nacional de Ecuador como Procurador General del Estado, tras ser designado por el Consejo de Participación Ciudadana y Control Social Transitorio (CPCCS-T).

La presidenta del órgano legislativo, Elizabeth Cabezas, procedió a juramentar al funcionario, quien asume el cargo por los próximos cuatro años.

Salvador es Doctor en Jurisprudencia por la Universidad Católica del Ecuador y experto en relaciones internacionales, graduado del Institut Universitaire de Hautes Études Internationales, de la Universidad de Ginebra.

Además, posee una Maestría en Relaciones Internacionales, con especialización en Derecho Internacional Monetario y Financiero y en Arbitraje Comercial Internacional de la Universidad Andina Simón Bolívar de Quito.

Es catedrático universitario y se desempeñó como experto para la selección de jueces de la Corte Nacional de Justicia en 2017.

También ha ocupado cargos como Ministro de Relaciones Exteriores de Ecuador y como representante del país ante la Misión Permanente del Ecuador ante la Oficina de las Naciones Unidas en Ginebra, entre otros.

Tras su posesión, el funcionario señaló que solicitará una auditoría a los 10 años de gestión de su antecesor Diego García.

“Lo primero que voy a hacer es pedir un examen especial de la Contraloría general del Estado no solamente para ese tema en particular, sino para todos los procedimientos internos, contrataciones y demás temas administrativos y financieros”, afirmó.

Dijo, además, según el diario El Telégrafo, que 10 años con un solo procurador a la cabeza “merecen un examen especia”.

“Llego a la Procuraduría con un equipo de gente de mi absoluta confianza”, dijo, y apuntó que “los más altos cargos directivos van a ser todos reemplazados por gente de mi equipo”.

En cuanto a los retos en su gestión, Salvador apuntó que estos “son enormes”. Habló de un “récord dudoso en cuanto al éxito en la defensa (de los intereses del Estado), no siempre atribuible a la Procuraduría”.