Dos jóvenes tenían droga en su poder y resultaron detenidos

Ibarra.- Mientras personal de la Unidad Montada de la Policía Nacional realizaba patrullajes preventivos en varios sectores de la ciudad, dos jóvenes ecuatorianos fueron aprehendidos en el parque de La Familia al ser los presuntos sospechosos de tener en su poder sustancias ilícitas sujetas a fiscalización. El hecho ocurrió el sábado en horas de la tarde.

Patrullajes montados
De acuerdo a información policial proporcionada se conoció que en el sector antes indicado se notó la presencia de dos jóvenes que presentaron una actitud inusual y sospechosa al notar la presencia de los gendarmes.

Es así como los uniformados se acercaron a los hombres que se identificaron como Jordy P, de 19 años y Mauricio E, de 20 años y les hicieron un registro personal.

Se conoció que en el bolsillo de izquierdo del pantalón de Jordy P, se encontró una caja pequeña de aluminio que en el interior estaba una funda transparente alojando una sustancia de origen vegetal color verde posible marihuana.

En cambio al efectuar el mismo procedimiento con el otro sospechoso se conoció que portaba una funda plástica pequeña trasparente que de igual manera era una sustancia vegetal verdosa.

Con estos antecedes los dos ciudadanos quedaron aprehendidos mientras que los indicios incautados fueron ingresados en las instalaciones de la Jefatura de Investigación Antinarcóticos de la Subzona de Imbabura.

Con la presencia del fiscal de turno, los detenidos y personal policial especializado se ejecutó la respectiva prueba de identificación preliminar homologada a la sustancia vegetal encontrada. Se informó que para la sustancia que portaba Jordy P, se utilizó reactivos químicos como ácido clorhídrico, obteniendo como resultado preliminar positivo para marihuana con un peso de 18.3 gramos.

Para la sustancia encontrada en Mauricio E, dio también para positiva con un peso de 8.6 gramos. En total se logró incautar en este procedimiento 26.9 gramos de marihuana.

Los hombres fueron llevados hasta una casa de salud pública para la obtención del certificado médico para luego quedar ingresados en el Centro de Detención de Ibarra a cargo de la autoridad competente.