Inscripciones tardías, un dilema

 

TULCÁN. El Registro Civil de Tulcán, diariamente registra ocho inscripciones tardías. Se considera así  al registro de los recién nacidos luego de los 30 días, explicó Javier Castro, director provincial del Registro Civil.

Factores. Quienes acuden al Registro Civil pasada la fecha determinada para el registro oportuno, argumentan que no hicieron el trámite a tiempo por descuido, que residen en la montaña o sectores apartados de Tulcán y, lo más frecuente, problemas entre parejas, es decir padres que no quieren reconocer a su hijo o la madre que a veces niega este derecho al progenitor.
Mientras  el tiempo transcurre, el afectado es el infante porque no consta como ciudadano y por ende acceder a los servicios estatales se limita.
En la provincia, hay padres que inscriben a sus hijos al mes de nacido o a los 3 años de vida y para evitar los sub registros, se creó una Agencia del Registro Civil en el hospital de Tulcán para registrar oportunamente  a  los recién nacidos, manifestó el director del Registro Civil.
La ubicación de la Agencia en la casa de salud es estratégica, dijo Javier Castro, porque luego del parto los padres pueden acudir a la oficina, instalada al ingreso del hospital y, con los documentos, inscribir al menor  a quien el Registro Civil desde ese momento le otorga el número de cédula.

Trámite. Cuando el registro ha sobrepasado los 31 días de nacido hasta los 14 años de edad, se presentan los mismos documentos que se requieren para las inscripciones oportunas y adicional: razón de inexistencia otorgado por el jefe de Registro Civil.
Las inscripciones podrán realizarse en el lugar donde ocurrió o en el domicilio del nacido, ante el director del Registro Civil.
Con los documentos presentados procederán a la verificación de cumplimiento de requisitos, registrar el nacimiento en el Libro y Acta.
Además, certificar y legalizar los documentos y la entrega del certificado para el bautizo. Para evitar contratiempos y sobre todo el derecho que tiene el niño o niña a ser reconocido como ciudadano, es importante que los padres inscriban a sus hijos en el tiempo fijado, expresó Javier Castro.

Reacciones. Patricia Jimé-nez, funcionaria pública, cree que los padres deben registrar enseguida a sus hijos y dejar las diferencias porque los afectados son los pequeños al no tener una identidad.
Milton Patiño, artesano, considera que los padres perjudican a sus hijos al negarles su existencia como un ecuatoriano más.
Para Teresa Castro, es importante que niños, niñas estén registrados y evitar problemas con las autoridades.
En la provincia las inscripciones tardías se suscitaban en pobladores de las comunidades Awá, asentadas al noroccidente del Carchi, para llegar a Tulcán