Impartieron alfabetización bajo el sistema “Braille”

Ibarra. 20 personas culminaron con éxito su curso de sensibilización sobre el sistema de lecto escritura Braille. La iniciativa y la dirección estuvieron a cargo de Karen Bastidas con la colaboración de Milton Solano, dos activistas de la fundación sin fines de lucro El Maná.

Aprendizaje. “Fue gratificante ver que las personas invirtieron en tiempo y materiales para poder aprender. Tuvieron muchas ganas tanto de aprender como de convertirse en personas que promueven la inclusión”, dijo Karen.

Además de la enseñanza de este sistema, los participantes también tuvieron la oportunidad de llegar a los geositios de Imbabura en donde aprendieron a guiar y asistir a una persona con discapacidad visual.

Falta apoyo. Para poner en marcha este proyecto, denominado “Soy tus ojos”, se necesitaron seis meses para hacer las respectivas gestiones y vinculación con las entidades públicas y privadas. “Considero que debería existir un mayor apoyo porque las entidades públicas tienen muchos recursos que están a disposición del pueblo pero muchas veces no los dejan relucir. Si en Imbabura existen tantas personas con discapacidad, debería existir entonces más interés porque no es solo la persona sino el vínculo familiar que también es beneficiario”, enfatizó Karen.

Resultados. La joven comenta también que los resultados han sido favorables pues han logrado que otras personas conozcan a fondo las discapacidades y el cambio que se puede generar en la sociedad empezando desde cada uno de sus espacios.

Sobre este sistema. El sistema braille o lenguaje para ciegos es el que utilizan las personas con discapacidad visual o ceguera para poder escribir y leer textos, libros y documentos. Se trata de un sistema de lectura y escritura táctil.

Su inventor fue Luis Braille, un francés nacido el 4 de enero de 1809. Braille era ciego desde los tres años, y al crecer y formarse empezó a ejercer como profesor de un instituto para ciegos en París. Pronto saco su propio sistema de lecto-escritura a través de grupos de puntos.

El sistema se basa en formar símbolos para cada letra o número combinando 6 puntos. Los puntos que estén en relieve representan una letra o signo de la escritura.