Imbabura impulsa el turismo con su “Ciudad termal”

Urcuquí. El cantón Urcuquí es conocido a nivel nacional e internacional y visitado por las fuentes de aguas termales que posee.

Quienes vivieron esa experiencia afirman que hay un poder curativo y gracias a esa preferencia de cientos de turistas es que el Gobierno Provincial de Imbabura impulsa la denominada “Ciudad termal”, para posicionarla como un geositio, un área importante de lo que comprende el Geoparque Imbabura.

Primer punto. La ruta de las aguas termales inicia en Timbuyacu. Ese sitio está en medio de las montañas, a 45 km de Ibarra y a 7 km de la cabecera cantonal de Urcuquí, en la parroquia de San Blas.

Además de tomar un baño en este lugar, también se puede realizar una camina de una hora de recorrido para llegar a las cascadas de Conrrayaro que tienen una caída de 30 metros de alto. También se disfruta de paseos a caballo y la venta de productos de la localidad como ají artesanal y los macerados, que son una mezcla de licor con plantas medicinales como menta y mortiño, además se puede disfrutar de pesca deportiva. En este lugar se está realizando un proyecto de mejoramiento que estará listo en unos tres meses con la finalidad de atraer a más turistas.

Chachimbiro. Continuan-do con la ruta, la siguiente parada es Chachimbiro.

Santagua, Hacienda Chachimbiro, Arco Iris, Fuente de Vida y Agua Sabia son parte de la “Ciudad Termal”, que ha sido denominada así por la importancia de este sector para el tema turístico. “Es una bendición porque las aguas termales no son lo mismo que las piscinas temperadas, aquí también está el tema de la salud por eso es que son tan visitadas”, comenta Arturo Mier, jefe de Turismo (e) del GPI.

¿De dónde nacen estas aguas? El funcionario también explicó que a diferencia de lo que muchas personas creen, las aguas termales nacen del Complejo Volcánico Chachimbiro y no del volcán Cotacachi. “Esto se ha determinado con los diferentes estudios realizados con los geólogos. Además vale mencionar que este es un geositio que forma parte del Geoparque”, explica Mier.

Ocupación al 100 %. Los feriados estos balnearios tienen una ocupación total, incluso algunos fines de semana están llenos porque se han convertido en el destino predilecto para turistas de Pichincha y también de la zona de Nariño, en Colombia.

En este feriado la mayoría de los complejos tienen una ocupación al 100 %. Las habitaciones estaban agotadas incluso desde hace una semana atrás.

Visitantes. Los habitantes ancestrales de Ecuador han usado toda la vida estas aguas cálidas y remotas con poderosos efectos curativos gracias a sus altos contenidos de nutrientes, minerales y sulfuros. En los últimos años se han descubierto y sacado a la luz más de estos tesoros escondidos bajo tierra. “Tengo un trabajo que demanda de mucho esfuerzo mental y eso se traduce a muchas molestias físicas, así que cada fin de semana que tengo libre vengo desde Quito a pasar unos días a Chachimbiro. Me voy como nueva”, dice Sandra Auz.

Por su parte Carmen Rosero dice que a su edad (73 años) estas aguas le permiten mitigar diversos dolores. “Tengo muchos dolores musculares y de huesos, me recomendaron estas aguas y entonces cada semana vengo”, dice la ciudadana carchense. Con estas bondades concuerda la fisioterapista Karina León, quien dice que estimula la oxigenación del organismo, mejora la circulación sanguínea, ayuda a eliminar gérmenes y toxinas del organismo. También, estimula el metabolismo y el sistema digestivo, mejora la relajación y la producción de endorfinas. “Para los dolores musculares y de huesos es excelente pero hay que ser constantes para ver resultados”, enfatiza.

Este sitio es muy concurrido por personas que llegan desde Pichincha y desde Colombia.
Los masajes con el barro de la localidad son purificantes y desintixocantes. A los turistas les encanta.
Chachimbiro es un balneario termal, medicinal y recreativo que está ubicado a unos 45 minutos al noroeste de Ibarra.