19-09-2019 | 09:18
(I)

Se pusieron ‘manos a la brocha’

Los miles de comerciantes del Mercado Amazonas dejaron sus tareas diarias para ponerse el overol y la mascarilla y dejar sus locales como nuevos.

Ibarra, Los priopietarios de los puestos del Mercado A-mazonas tenían en mente un solo objetivo. Dejar hasta la última gota de sudor... y de pintura, en la tradicional minga de este establecimiento y que se realiza anualmente, previo al inicio de las fiestas de la Ciu-dad Blanca.

Desde las 06:00, de ayer, los dueños de los puestos comenzaron a llegar al establecimiento, con escobas, cepillos, desinfectantes y canecas de pintura.

Mientras tanto agentes civiles de tránsito vigilaban que los automóviles no ingresen a las calles Obispo Mosquera, Eugenio Espejo, Sánchez y Cifuentes, y tramos de la Pérez Guerrero, Colón y Mariano Acosta; que se cerraron para la minga de limpieza.

Marco Parreño, coordinador del sistema de comercialización de los mercados, manifestó que alrededor de 3 400 vendedores acudieron a realizar diferentes tareas entre las que constaban: arreglo de mesas y bancas, pintura de paredes y puertas corredizas, limpieza de baños y mesones además de arreglo de techos en el área de comidas y en casos específicos el cambio de piso.

Con esta minga, que ya cumple cerca de treinta años, se cierran las diferentes actividades de aseo en seis mercados ibarreños: La Playita, Bahía, Primavera, Priorato y Santo Domingo y el Amazonas.

Nadie atendió. Solamente dos accesos estaban habilitados. Con el pasar de las horas, el olor a tiñer y a pintura se apoderó de la atmósfera en las afueras de la avenida Alfredo Pérez Guerrero. Ahí se dejaban a punto las puertas corredizas de los locales de venta de calzado y ropa, mientras en el interior del mercado el sonido de martillos y serruchos era continuo.

Ángel Torres, empleado de aseo del Municipio, indicó que la noche del martes procedió con la fumigación y control de plagas en todo el mercado. Tarea que culminó junto con otras dos personas, cerca de las 23:00.

De su bolsillo. Los comerciantes de la Asociación 28 de Abril, por su parte, indicaron que años atrás autoridades municipales y de la Prefectura les han colaborado con la donación de materiales como escobas, cloro, detergente, pero que este años no les han dado nada porque no hay presupuesto.

Con pintura en su rostro, otro comerciante, Rómulo Trujillo recordó que antes el Municipio les daba la pintura, para que quede uniforme el mercado, pero luego de la última remodelación dejaron de entregar este material y que “ellos mismo gestionaron la compra y se pusieron de acuerdo en un mismo color”.