12-01-2019 | 17:33

Se ampliará el plazo en trabajos de restauración

El Municipio de Ibarra junto a un equipo técnico empezó a realizar los trabajos de restauración en los bienes patrimoniales del centro histórico en agosto del año pasado.

Ibarra. La restauración de las tres casas patrimoniales del centro histórico tienen un avance del 70%, así lo confirmó Teresa Villalba, responsable de la Unidad de Patrimonio de la municipalidad.

Dentro de este proyecto también está la restauración de la Unidad Educativa 28 de Abril, que presenta un avance del 90%.

Según Villalba, estas son obras que tienen ciertos imprevistos y “hay que irles tratando cuando van apareciendo”.

Esto ha generado que existan retrasos en las obras, sin embargo, la responsable de patrimonio explicó que las estructuras están consolidadas y ya podría empezar con los estudios para la segunda etapa.

El plazo de esta intervención termina el 28 de enero, pero Villalba aclaró que están analizando junto al personal de fiscalización para tener una ampliación de alrededor de 45 días, ya que el clima también es otro de los factores para que se retrasen los trabajos.

Proceso. Se prevé que a finales de febrero o a inicios de marzo de este año estaría terminada la primera etapa de estas tres obras, que empezaron a ejecutarse en agosto del año pasado.

La casa conocida como ‘Andrade Oña’, ubicada en la calle Germán Grijalva y Antonio José de Sucre es un bien patrimonial de la municipalidad. Villalba indicó que la segunda etapa consiste solo en acabados, es decir, enlucidos, pisos, instalaciones eléctricas y sanitarias para hacer uso de la infraestructura.

Aquí, en esta casa antigua está previsto que funcione la empresa pública de patrimonio y habrá un espacio para actividades culturales y artísticas, incluso comerciales.

Intervención. Otra de las edificaciones patrimoniales es la Fundación Pedro Moncayo, donde se hizo el cambio de la cubierta y estabilización de los cielos rasos, mientras que en la segunda etapa se pretende recuperar los entrepisos de madera que también han sido afectados por las polillas. La capilla Episcopal también está siendo intervenida por el Municipio, Villalba señaló que ahora solo depende de la Curia empezar con los trabajos para estabilizar los cielos rasos.

El domingo 18 de diciembre de 2016 el techo deteriorado de la capilla se derrumbó. Desde ese momento el alcalde Álvaro Castillo declaró en emergencia la infraestructura. La Municipalidad invierte cerca de 529 mil dólares en la restauración de las tres casas patrimoniales y en remodelar las aulas de la U. Educativa 28 de Abril.