05-11-2019 | 08:30

La ocupación hotelera de Imbabura fue del 50 % en feriado

Miembros del sector hotelero esperaban una ocupación mayor en el feriado de noviembre, sin embargo, tampoco representa una pérdida significativa.

Ibarra. Durante los cuatro días del feriado por Fieles Difuntos y la Independen-cia de Cuenca, los hoteles en Imbabura tuvieron una ocupación de aproximadamente el 50 %. Así dijo Car-los Andrés Orozco, presidente de la Asociación Ho-telera de Imbabura, AHO-

TIM.

Reducción del 15%. Orozco explicó que el promedio de ocupación, desde la noche del jueves hasta la noche del domingo, no superó el 50 % de ocupación y esto implica una reducción del 15% con respecto al último feriado de agosto. Las cifras finales, que incluyen el día lunes, serán presentadas hoy.

“Pensábamos que iba a ser un mejor feriado pero resulta que no se cumplió la proyección esto se debe a algunas razones. Aunque estamos esperando las cifras del último día de feriado estoy seguro que no se superará el 50%”, enfatizó Orozco.

Afectaciones. Sobre las posibles razones se dio a conocer que influyó mucho el anuncio de las medidas económicas y el paro del que aún se sienten los efectos. “Eso definitivamente afecta al sector hotelero. Todavía estamos viendo las secuelas y me atrevo a decir que muchos emprendimientos o empresas hoteleras y turísticas no sobrevivirán este año”, comentó el presidente de AHOTIM.

Estadísticas. Un 67% de ocupación hotelera se registró en el feriado de agosto, que fue el último ya que en octubre por el paro nacional fue imposible la llegada de turistas a la provincia.

En noviembre del año pasado fue mucho mejor ya que se estimó una ocupación entre el 65 y 67%.

Satisfecho. Carlos Dávila, gerente de hotel Ajaví, dijo que desde su experiencia considera que los feriados largos no son muy productivos para la hotelería. “La gente difícilmente sale cuatro días y tres noches. Con más facilidad lo hacen dos días y una noche por eso nosotros hemos implementado descuentos y promociones para quienes lo hacen por varios días”, dijo.

Con respecto a la ocupación en su hotel dijo que ha sido muy razonable. La primera noche estuvieron al 50%, la segunda al 80% y la tercera noche con el 45%. “Para nosotros este feriado fue muy satisfactorio pues a comparación de noviembre del año pasado, nos fue mucho mejor”, dijo.

El siguiente fin de semana. El último feriado que resta en este año es el de Navidad y Año Nuevo, aunque la fecha es familiar, los hoteles se preparan con las tradicionales cenas con los cual se activa también la economía de este sector. Pero antes de empezar con estas festividades, el próximo fin de semana las expectativas se encienden nuevamente por el evento de Cacería del Zorro. El evento fue pospuesto ya que debía desarrollarse en octubre pero por la paralización se decidió cambiarlo para este sábado 9 de noviembre.

Esto significó la cancelación de reservas en todos los hoteles de la provincia y una pérdida total durante 11 días que duró el paro.

Dávila comenta que fueron como mínimo unas 40 cancelaciones, sin embargo, actualmente ya la gente empieza nuevamente a reservar, principalmente quienes llegarán desde Pichin-cha.

Reactivación. Para Jaime Navas, el feriado representa una oportunidad para distraerse pero también para aportar a la economía del país. “Si no viajamos y no vamos a nuevos lugares dentro de nuestro Ecuador, entonces cómo vamos a salir de esta crisis. El turismo da fuentes de trabajo y dinamiza la economía por eso hay que apoyarnos”, dijo el quiteño.

Decidieron salir. Pero hay quienes aún deciden salir del país, concretamente a Ipiales o Pasto para aprovechar el cambio de moneda y pasear o hacer compras.

Este feriado se registró una gran cantidad de ecuatorianos que llegaron hasta el vecino país y hospedarse en hoteles de Pasto. “No entiendo cómo la gente prefiere dejar nuestro dinero en otro país, porque es así, ese dinero ya no regresa”, añade Navas.