13-01-2019 | 09:51

Estudiantes de la Universidad Católica Sede Ibarra revalorizan el sabor del ají

El objetivo es que se conozca las formas correctas de preparación y presentación así como los beneficios que tiene en la alimentación.

Ibarra. La historia, sabor y beneficios del ají fueron compartidos con la ciudadanía gracias a las creaciones culinarias de los estudiantes de la carrera de Gastronomía de la Pontifi-cia Universidad Católica del Ecuador sede Ibarra (PU-CE-SI).

Investigación. La idea de escoger al ají como producto estrella nació de una tesis de Lorena Arellano, coordinadora del evento. “La investigación se centró en el ají como patrimonio alimentario de América. De los resultados se delineó una matriz con varias estrategias para revalorizar el ají pues se determinó que está infravalorado en la gastronomía. No se lo presenta bien, no se presenta en piedras de moler o en vasijas de barro, con cuchara de palo, etc., entonces estos eventos son para que la gente sepa como se debe vestir al ají”, dijo.

Evento. Tomando como base estos conocimientos, la carrera de Gastronomía de esa casona universitaria, realizó la segunda edición el Uchu Raymi, Festival del Ají 2019. El evento congregó a toda la ciudadanía en el centro cultural El Cuartel, en este espacio se dio un intercambio de conocimientos ya que mucha gente disfruta de este alimento pero no todos conocen sus diferentes preparaciones así como también la historia en la alimentación ancestral.

“Fue un evento que llamó mucho nuestra atención. Hoy estoy convencida de que un buen ají siempre será el mejor complemento para nuestros platillos diarios”, dijo Andrea López, quien asistió al evento.

Emprendimientos. La parte diferencial es que los estudiantes debieron crear productos únicos o con valor agregado que si bien forman parte de su formación universitaria, posteriormente podrían convertirse en productos para la venta al público.

Datos históricos. Lorena destacó además que entre los resultados de la investigación se establece que el ají más antiguo del mundo se localizó en el Ecuador hace 6 mil años. “En ese entonces la gente ya comía ají, esto lo dice una universidad de Canadá, quienes encontraron restos en una cerámica en la provincia de San Elena”, explica y añade que el ají tiene vitaminas pero que la gente tiene desconocimiento.