Homenaje a Gabriela Mistral

p7OTAVALO. Una verdadera fiesta cívica se vivió en la Unidad educativa “Gabriela Mistral”, en donde las y los estudiantes, niñas, niños y jóvenes se vistieron de gala para recibir a una comitiva de la embajada de Chile, encabezada por el diplomático Gabriel Ascencio Mancilla.

GABRIELA MISTRAL
A las 10h45 arribó a la prestigiosa Unidad educativa otavaleña el embajador Ascencio, el segundo secretario Fernando Morales, el agregado cultural Patricio Rivas y el agregado de prensa, Francisco Vidaume, quienes fueron recibidos por el rector de la institución Gino Jiménez, docentes, padres de familia y estudiantes.
El patio central del antiguo colegio nacional “Otavalo”, se llenó de alegría y en medio de un sol radiante, el embajador Gabriel Ascencio, rompiendo todo protocolo, se acercó a los chiquitines y optó por solicitar a su agregado de prensa, captar la mayor cantidad de fotos.
El carismático embajador, tuvo muestras de cariño de la colectividad otavaleña que se dio cita para presenciar el acto especial de recordación de los 70 años cumplidos de la obtención del Premio Nobel de Literatura de la extraordinaria poetísa chilena, Lucila Godoy Alcayaga, más conocida como Gabriela Mistral.
Luego de cumplidas varias actividades con cantos, bailes, alegorías, exhibición de periódicos murales, alusión a la poesía de Gabriela Mistral y palabras de agradecimiento por la visita de la comitiva chilena, en el salón máximo se realizó un acto formal en el que Gabriel Ascencio entregó 250 obras a las autoridades de la institución educativa.
El rector de la “Gabriela Mistral”, Gino Jiménez, destacó y agradeció la entrega del importante lote de libros y señaló que la presencia del embajador es una muestra de gran amistad entre los pueblos ecuatoriano y chileno, sobre todo en el ámbito educativo.
El embajador Gabriel Ascencio, en cambio, hizo una reseña muy interesante de lo que significa el Premio Nobel de Literatura para América Latina que fue conseguido por la poetisa Gabriela Mistral en 1945, destacando que en aquella época fue un logro histórico “porque las mujeres no disfrutaban de espacios de libertad y peor aún eran reconocidas por sus talentos y sus fortalezas”.
Ratificó que en Ecuador se inició toda la campaña internacional para lograr que Gabriela Mistral obtenga el premio internacional “porque fue la guayaquileña Adelaida Velasco, muy amiga de nuestra poetisa, quien dio la pauta para que se geste una campaña de apoyo que tuvo el objetivo de reconocer a esta gran mujer chilena”, apuntó.