Helechos para la decoración

guiaIBARRA. Dentro de las plantas ornamentales, encontramos una serie de ejemplares muy populares dentro de las viviendas: los Helechos. Se podría decir que estas plantas vivaces, pertenecientes al grupo de las Pteridofitas, llevan más tiempo en la tierra que el propio ser humano.
 
Forma preferida. La esplendorosa forma en la que se distribuyen las hojas del Helecho, lo han convertido en una planta muy apreciada en interior y muchos lo eligen por su elegancia encima de una mesa, como planta de cuarto de baño o como colgante excepcional.Por otra parte, disponen de un follaje tan llamativo que son ampliamente aplicadas en la realización de arreglos florales. También hallamos especies indicadas para pequeños jardines exteriores.

Cuidados. Su enorme resistencia convierte al Helecho en una planta con gran capacidad de adaptación. Sus cuidados no implican demasiado esfuerzo: basta con que nos preocupemos de mantenerlos lejos del sol intenso y de lugares muy sombríos.
Los expertos recomiendan mantenerla entre los 12 y los 18º. En las casas con calefacción fuerte, el Helecho sufre las consecuencias de un ambiente excesivamente seco.
La utilización de un abono es una buena idea, mientras que el riego es fundamental para que el Helecho tome sus nutrientes y crezca sin problemas, por eso es importante que este sustrato almacene bien el agua. Así, tendremos cuidado al regarla para no pasarnos con la humedad.

Reproducción. Estas plantas destacan por el absoluto verdor de todas sus hojas puesto que no tienen flores. Igualmente, están desprovistas de semillas, por lo que su reproducción tiene lugar por medio de esporas. Este sistema permite a los Helechos reproducirse siempre y cuando se cuente con las condiciones idóneas. Una de las premisas importantes para ello es que exista agua.

Prevención de plagas. En cuanto a las plagas que atacan a los Helechos, hay que destacar las cochinillas, altamente nocivas para las hojas y muy frecuentes. En lo que respecta a las enfermedades, nombrar a las bacterias que atacan ferozmente a los ejemplares.