Hay que sentar precedentes

La famosa Expometrópoli sigue causando suspenso en Ibarra. Luego que el Intendente de Policía de Imbabura emitió una sentencia en contra del director de Cultura de la municipalidad de Ibarra por “alterar los horarios de los shows” del promocionado evento, salió al paso el Procurador Síndico municipal, señalando que están preparando la apelación… “No pasa nada”, agregó.

La  población ibarreña está muy atenta al resultado que arroje este proceso jurídico, sin embargo, todos están conscientes que no solo se trata de encontrar culpables, sino de sentar un precedente para que Ibarra no soporte un nuevo fiasco y falta de respeto a su buen nombre. El manoseo de estos temas permite que se intente victimizar a los autores, cómplices y encubridores de un hecho lamentable, pero es posible que no se llegue a profundizar en las causas y efectos de un acto llamativo e importante de las festividades de la capital imbabureña, que se convirtió en uno de los más polémicos. El alcalde debería pronunciarse y demostrar que la duele la ciudad, y si es de sancionar hay que sancionar y si ello conlleva a medidas más drásticas hay que tomarlas, puesto que su prestigio y el de la ciudad están en juego.